Frustrada la propuesta empresarial para invertir en turismo con seguridad

Almudena Sánchez
ALMUDENA SÁNCHEZ

La moratoria a la construcción de nuevos hoteles de cuatro estrellas seguirá tal y como se contempla en la Ley de Renovación y Modernización Turística de Canarias. Ni se levanta el recurso de inconstitucionalidad, ni los partidos se ponen de acuerdo en buscar una salida que dé seguridad a los inversores.

A falta de un acuerdo, bueno es el pleito. Eso fue lo que pasó ayer miércoles con la propuesta impulsada por los partidos del Gobierno, Coalición Canaria (CC) y Partido Socialista Canario (PSC), para que las autorizaciones a la construcción de nuevos hoteles estén directamente vinculadas a unos «estándares de calidad y sostenibilidad» más que a la categoría tradicional de las estrellas.

«Qué es eso de los estándares de calidad», espetó el portavoz del grupo Mixto, Román Rodríguez. «Los estándares están inventados hace mucho tiempo. ¿Por qué no los trajeron cuando se hizo la ley?», les inquirió a los diputados del pacto.

«Detrás de las estrellas, ya hay estándares de calidad y sostenibilidad», ahondó el también presidente y consejero de Nueva Canarias (NC) en el Cabildo de Gran Canaria.

En esta misma línea, el diputado del Partido Popular (PP), Miguel Jorge Blanco, al aseverar que «la proposición no de ley es tan genérica que no sirve para nada».

El diputado del PSC, Emilio Mayoral, criticó las «contradicciones» del PP.

Mayoral reprodujo las declaraciones realizadas por la portavoz del grupo Popular cuando dijo que «la PNL no aporta una solución real» frente a lo dicho por el subsecretario de Industria, Energía y Turismo, Enrique Hernández Bento: «esta iniciativa ya la planteamos nosotros en la Comisión Bilateral; no tendría mucho sentido que ahora nos opusiéramos a una cosa que hemos propuesto nosotros».

Precisamente fue esto lo que utilizó la diputada de CC, Maria del Mar Julios para acusar por dos veces al ministro de Industria, Energía y Turismo, José Manuel Soria de romper el consenso cuando los dos gobiernos estaban negociando la modificación legislativa.

En este sentido, el portavoz del grupo Mixto subrayó su desconfianza con la propuesta del pacto. «Yo les conozco -aseguró-. Ustedes no quieren el consenso; si lo buscaran de verdad, el Gobierno hubiera traído al Parlamento una modificación real -proyecto de ley- y no esto».

Román Rodríguez se mostró convencido de que el auténtico objetivo es realizar una evaluación de los resultados de la ley «falsa» para mantener la moratoria en Gran Canaria.