El viejo sueño de la policía canaria vuelve al Parlamento

Hoy es un día de los que hacen historia para Coalición Canaria (CC). Hoy, si no hay contratiempos, el Parlamento inicia la aprobación de la ley de la policía autonómica, un sueño que llevan atesorando los nacionalistas desde hace muchos años.

Como si fuera una broma pesada, será el Partido Popular (PP), el más acusado por los nacionalistas de centralista, y no el Partido Socialista Canario (PSC) el que posibilite que Coalición Canaria (CC) vea cumplido uno de sus sueños más ambicionados: sacar adelante un cuerpo de seguridad autonómico.

Lo intentó el ex presidente Lorenzo Olarte (1988-1991), luego vino la tentativa del ex consejero Julio Bonis (2002), más tarde la retirada obligada del proyecto de ley que presentó el consejero José Miguel Ruano (2006) y por fin éste no ha tenido que esperar a una tercera oportunidad para vencer la adversidad.

El carácter complementario de la policía canaria da verosimilitud al cambio de posición de los conservadores, que han pasado de expresar un absoluto rechazo a garantizar ahora su apoyo. El pacto firmado con CC constituyó otra razón poderosa para permitir que los nacionalistas cumplieran su sueño.

Al mismo tiempo, los nacionalistas han tenido que dejar meridianamente claro que la futura policía autonómica no desplazará a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado.

Así se explica que el Preámbulo del proyecto de ley se incida en el carácter complementario y se subraye la adecuación a la Constitución y la Ley Orgánica de Fuerzas y Cuerpos de Seguridad. «Es en este contexto en el que esta ley crea la policía canaria y por tanto, un sistema complejo en el que tendrán función imprescindible los instrumentos de coordinación entre todas las fuerzas de seguridad implantadas en el territorio autonómico. No se trata -se resalta-, por tanto, de sustituir o reemplazar los medios humanos y materiales que actualmente están al servicio de la seguridad en Canarias, sino de complementarlos y potenciarlos inyectando recursos adicionales en el sistema y procurando el ejercicio efectivo de competencias que corresponden al Gobierno de Canarias».