El Servicio de Drogodepedencias corre peligro de cierre

Jesús Quesada
JESÚS QUESADA

Salvo que alguna enmienda al presupuesto de la Comunidad Autónoma para 2011 prospere en la votación del próximo día 22, el Ayuntamiento de Santa Lucía de Tirajana cerrará a fin de año la Unidad de Atención a las Drogodependencias, en la que trabajan 30 profesionales, que, entre otras tareas, suministran metadona a 630 drogodependientes y atienden actualmente a 40 personas en la comunidad terapéutica La Fortaleza de Ansite, la única que hay en la Isla. La concejal de Salud, Ofelia Alvarado, reconoce que han entregado cartas de despido a todos los trabajadores de la unidad con fecha de fin de año y afirma que sin la subvención del Gobierno de Canarias «es inviable» que el Ayuntamiento asuma el coste de competencias de la Comunidad Autónoma como son, entre otras, el suministro de metadona y la atención terapéutica. Si en el presupuesto regional en vigor se incluyó una partida de 1,07 millones de euros para la unidad de atención a las drogodependencias de Santa Lucía, en el de 2011 sólo hay una bolsa común para toda la Isla. Una enmienda de CC a ese presupuesto, por valor de 965.588 euros, podría ser la llave para reabrir la unidad en 2011.