El pacto está otra vez en el aire

CANARIAS7

La gestora del Partido Socialista Canario (PSC) se debatió este jueves entre romper definitivamente el pacto o no a menos de 24 horas del Consejo de Gobierno en el que, probablemente, se dará a los cabildos el dinero para empleo previsto en el Fondo de Desarrollo de Canarias, recortándoselos así a la consejera y vicepresidenta.

La crisis del pacto volvió a experimentar este jueves una vuelta de tuerca más con la nueva deriva que, probablemente, tome el Fondo de Desarrollo de Canarias (Fdcan), concretamente los 32 millones de euros que se contemplan en el eje de las políticas activas de empleo. La vicepresidenta y consejera de Empleo, Patricia Hernández, pidió una convocatoria urgente e imprevista de la gestora, después de haber sido informada de que los Servicios Jurídicos del Gobierno -dependientes orgánicamente de Presidencia- dan la razón a los cabildos, que pugnaban por gestionar directamente los recursos para empleo. Hasta ahora, la tesis que se había impuesto era reconocer al Servicio Canario de Empleo como el único competente para manejar los 32 millones. Fuentes vinculadas con el Fdcan aseguraron que Hernández, después de discutir los argumentos del presidente Fernando Clavijo, los asumió pero exigió que el partido se pronunciara. La reunión de la gestora empezó cargada de tensión. Unos manifestaron ser partidarios de romper definitivamente con el pacto ante la «enésima traición» de Coalición Canaria (CC) y otros, de apurarlo hasta el límite del consejo de gobierno convocado para mañana. Dado que fue imposible llegar a un acuerdo, se optó finalmente por trasladar la decisión a los consejeros del PSC, que estos la tomen sobre la marcha con total libertad a la vista de cómo el Gobierno en su conjunto concreta el dinero destinado a empleo del Fondo de Desarrollo de Canarias. Uno de las razones esgrimidas para apurar hasta el límite la continuidad del pacto es que los argumentos jurídicos que han presentado los cabildos que recurrieron la decisión del Ejecutivo respecto al eje de empleo del Fdcan es que son «endebles». Por lo tanto, se mantienen las «conversaciones abiertas» a la espera de lo que delibere el Consejo de Gobierno. La vicepresidenta se negó a hacer declaraciones al término de la reunión convocada este jueves, y el presidente de la gestora, José Miguel Rodríguez Fraga, huyó por el garaje en su coche oficial.