El juez pide a las partes que opinen sobre la retirada de pasaporte a Urdangarin

EFE

El juez instructor del caso Nóos, José Castro, ha pedido a la Fiscalía Anticorrupción y a las partes personadas en esta causa que se pronuncien sobre la solicitud del sindicato Manos Limpias de retirar el pasaporte a Iñaki Urdangarin, han informado a Efe fuentes del caso.

Finalmente, el magistrado no realizará una "vistilla" en los Juzgados de Palma con el Ministerio Público y las partes personadas para decidir sobre este asunto, y les ha dado un plazo de diez días con el objetivo de que se pronuncien al respecto.

En estos momentos, la única obligación legal del duque de Palma es informar acerca de su lugar de residencia.

El colectivo Manos Limpias, que ejerce la acusación popular, pidió hace unos días al magistrado la celebración de la llamada "vistilla" de medidas cautelares para reclamar la retirada del pasaporte a Urdangarin a fin de impedir que pueda salir de España.

La solicitud de Manos Limpias tiene lugar después de que Urdangarin haya comunicado al Rey, su suegro, su decisión de aceptar la oferta del entrenador de balonmano Valero Rivera y trasladarse a Doha (Catar) para incorporarse al equipo técnico del todavía seleccionador español, si finalmente se hace cargo del equipo nacional catarí. Urdangarin acompañaría a Valero como segundo entrenador.

Aunque se esperaba que el juez resolviera en breve este asunto -Manos Limpias formalizó su escrito a principios de esta semana-, el juez ha dado un plazo amplio a las partes para que se pronuncien.

Entre otras razones porque el fiscal anticorrupción de este caso, Pedro Horrach, está dedicado toda esta semana en el juicio del caso Scala, referido al presunto desfalco de 8,2 millones de euros del Consorcio para el Desarrollo Económico de Baleares (CDEIB) durante la época de Jaume Matas como presidente autonómico.

Sobre el asunto del pasaporte, la Fiscalía Anticorrupción no tiene intención de reclamar al juez la retirada de este documento, ni cualquier otra medida que no le permita abandonar territorio nacional, según las fuentes consultadas.

Su postura coincide con la que ya mantuvo la Fiscalía tras la imputación en 2011 de Urdangarin, quien se encontraba entonces viviendo en Estados Unidos desde 2009.

En ese momento el ministerio público, que sabía de su residencia en el extranjero, tampoco reclamó al juez medidas que aseguraran la presencia del imputado ante la justicia española.

El en caso Nóos, que se encuentra en la fase final de la instrucción, los principales imputados son Iñaki Urdangarin y su exsocio Diego Torres en el Instituto Nóos y el asunto que se investiga es el presunto desvío de unos 6 millones de euros de las administraciones públicas.

Otra cuestión que deberá decidir próximamente la Audiencia de Palma es sobre el recurso de la Fiscalía, al que se ha adherido la Abogacía del Estado, contra la decisión del juez de imputar a la infanta Cristina en esta causa.