El gobierno recula y abre este fin de semana la Biblioteca Pública del Estado

11/03/2017

El Gobierno de Canarias reculó ayer tras encontrar «una solución provisional» para que la Biblioteca Pública del Estado abra este fin de semana. Para que esta instalación cuente con tres trabajadores hoy y mañana, se le abonarán las jornadas como horas extraordinarias a otro empleado.

La consejería de Turismo, Cultura y Deportes del Gobierno de Canarias dio ayer marcha atrás a sus planes iniciales, por lo que la Biblioteca Pública del Estado de la capital grancanaria, cuya gestión recae en sus manos, abre hoy y mañana sus puertas a los más de mil usuarios que visitan sus instalaciones cada sábado y domingo.

Tras una intensa mañana de reuniones, se logró una «solución provisional» para anular el cierre de estas instalaciones previsto para este fin de semana, tal y como sí se llevó a cabo los días 4 y 5 de este mes.
«Se le retribuirán las horas del fin de semana como extraordinarias a un trabajador que ejerce en la misma biblioteca de lunes a viernes. Así, conseguimos que los usuarios puedan acceder a las instalaciones durante este fin de semana», explicó ayer Aurelio González, viceconsejero de Cultura y Deportes del Gobierno de Canarias.

La próxima semana, ya con Mariate Lorenzo, consejera de Turismo, Cultura y Deportes del Gobierno de Canarias en el Archipiélago –hasta ayer ha estado en la feria de turismo de Berlín– se estudiará, «junto a función pública», cómo solventar la escasez de personal que padece este centro.

Tal y como avanzó este periódico el viernes,en primicia, el pasado 4 y 5 de marzo la Biblioteca Pública del Estado no abrió sus puertas y la medida se iba a extender  a todos los siguientes fines de semana y festivos.
El motivo de esta drástica medida es que la biblioteca no contaba con el personal suficiente para abrir sus puertas al público con unas condiciones idóneas de funcionamiento y seguridad.

La Biblioteca Pública del Estado de la capital grancanaria disponía de tres trabajadores para los fines de semana y festivos. Así conseguía poner al servicio de sus usuarios las salas de lectura general e infantil. El resto permanecía cerrado, ya que con tres trabajadores el control del resto resultaba imposible.

Una de estas tres trabajadoras está de baja maternal. Ante la imposiblidad de sustituirla, tal y como argumentó la Consejería, se optó por el cierre los fines de semana y los festivos.

Tras la solución provisional alcanzada el viernes, este sábado abre sus puertas entre las 10.00 y las 14.00 horas y entre las 17.00 y las 20.00 horas. El domingo hace lo propio entre las 10.00 y las 14.00 horas.

Ariel Brito, presidente de la Asociación del Personal Bibliotecario de Gran Canaria (Abigranca), resalta la importancia de este recinto. «En la isla, no hay ninguna biblioteca, salvo ésta, que funcione los fines de semana y festivos. La Biblioteca Insular abre solo como sala de lectura», apunta.

La precariedad laboral de la Pública del Estado de la capital grancanaria pone de manifiesto que el sistema bibliotecario de las Islas es «de los peores del país», según denuncia Ariel Brito, presidente de la Asociación del Personal Bibliotecario de Gran Canaria (Abigranca).

Recuerda que la Pública del Estado de Santa Cruz de Tenerife lleva mucho tiempo sin abrir los fines de semana y los festivos. «Las cifras que manejamos son malas. Tenemos un grave problema laboral. Cada vez se acentúa más porque se incrementan los visitantes en nuestras instalaciones, mientras los presupuestos cada vez son más bajos», denuncia Ariel Brito.

El sector tiene puestas muchas de sus esperanzas en una ley de bibliotecas regional, que lleva años sin materializarse. «Ya hemos visto el borrador. Salió el documento a información pública. Acertaba de pleno con el diagnóstico del sector, pero en el apartado de objetivos no se habla ni de financiación ni de personal. Nos tememos que se quede en una nueva declaración de intenciones, que quedará diluida por la falta de recursos humanos y económicos», apunta con pesar.