El Gobierno canario garantiza que no habrá desabastecimiento en las farmacias

EFE

El portavoz del Gobierno de Canarias, Martín Marrero, ha garantizado hoy jueves que no habrá desabastecimiento de medicamentos en las farmacias como consecuencia del retraso en el pago desde septiembre por parte de la Consejería de Sanidad del gasto público farmacéutico.

Martín Marrero, en rueda de prensa tras el Consejo de Gobierno, afirmó que este retraso en el pago de la factura farmacéutica de septiembre, por valor de más de 36 millones de euros, es "una circunstancia excepcional" derivada de la situación presupuestaria y que podría repetirse hasta final de año, pero que se solventará en cuanto entre en vigor el próximo presupuesto autonómico en enero.

"No hay el más mínimo riesgo de desabastecimiento y el Gobierno garantiza que no lo va a haber", subrayó el portavoz.

El Gobierno de Canarias está negociando con los colegios farmacéuticos provinciales alguna solución transitoria que permita a las farmacias contar con liquidez hasta enero, por ejemplo mediante algún tipo de aval.

El portavoz dijo que en otras autonomías se acumulan pagos a las farmacias desde junio, mientras que en Canarias es la primera vez que hay retrasos, y señaló que si se abona la deuda en enero se estará "dentro de los pagos razonables" de noventa días en los que suelen realizarse los pagos en el sector público y en el privado.

Martín Marrero aseguró que al margen de esta situación con las farmacias, el pago a proveedores por parte del Gobierno de Canarias "se hace con absoluta normalidad" y afirmó que en este año no hay previsto un cierre anticipado del presupuesto autonómico como ocurrió en 2010 por estas fechas.

En la reunión de hoy del Consejo de Gobierno, la consejera de Sanidad, Brígida Mendoza, presentó los datos del gasto farmacéutico del mes de octubre, que fue de 38 millones de euros, un 10 por ciento menos que en octubre de 2010 y un 8,72 por ciento menos en términos interanuales (de noviembre de 2010 a octubre de 2011).

Esto supone que en desde noviembre de 2010 se han ahorrado casi 48 millones de euros en medicamentos en relación a lo gastado en los doce meses precedentes.

La reducción del gasto se refleja en una bajada del número de recetas, el gasto medio por receta y el gasto medio por usuario.

La puesta en marcha de las recetas electrónicas, que representan el 71 por ciento de las emitidas, la prescripción del principio activo, el mayor uso de genéricos, la formación de los profesionales sanitarios y las campañas de sensibilización han llevado a estos descensos en el gasto público en medicinas, según la Consejería.