El ex alcalde declara como imputado en un posible delito de prevaricación

El ex alcalde de Santa Brígida Carmelo Vega, está citado hoy a declarar, en calidad de imputado, en el Juzgado de Intrucción número 1 de Las Palmas de Gran Canaria, en un presunto delito de prevaricación administrativa, el que habría cometido el 2 de diciembre de 1999 al dictar una licencia municipal de reforma y mejora para una explotación ganadera construida sin licencia alguna en el Paisaje Protegido de Pino Santo, en Lomo Lucas. Vega era entonces el primer edil y el líder del PP en la villa.

Jesús Quesada
JESÚS QUESADA

La declaración del concejal Carmelo Vega forma parte de las diligencias previas que instruye el citado juzgado a raíz de la denuncia interpuesta por la Fiscalía de Medio Ambiente del Tribunal Superior de Justicia de Canarias contra el ex alcalde, el arquitecto municipal José María Lupiola (acusado también de un presunto delito de prevaricación administrativa), y el propietario de la vaquería ilegal, Juan Manuel Hernández Torres (acusado de un delito contra la ordenación del territorio). El ganadero estaba citado a declarar en la jornada de ayer, después de que ya testificaran ante el juez varios agentes del Seprona, el Cabildo y la Agencia de Protección del Medio.