El Colegio de Dentistas y el "Granca" acuerdan difundir la salud bucodental

EFE

El Colegio de Dentistas de Las Palmas y el Club Baloncesto Gran Canaria acordaron hoy la promoción de la higiene bucal en los niños, motivo por el que varios de los jugadores de la plantilla ACB y de las categorías inferiores fueron examinados en la sede de aquel. Además de la revisión de los dentistas, tanto los baloncestistas profesionales como los de las categorías de base aprendieron el correcto cepillado de la dentadura. El presidente del Colegio, Héctor Rodríguez, se congratuló por la firma del convenio con el presidente del Gran Canaria 2014, Agustín Medina, y consideró al equipo amarillo como un buen "embajador" para difundir la necesidad de acudir al dentista para una correcta salud bucodental. Rodríguez informó de que un estudio realizado por la Fundación Dental Española entre 218.000 niños menores de 6 años reflejó que el 23 por ciento de este grupo de edad cuenta con 3 o más caries. La cifra respecto a los afectados por más de seis caries alcanza el 15 por ciento en los niños (73.000) frente al 5,6 en las niñas (25.800). Según los expertos del Consejo General de Colegios Oficiales de Odontólogos y Estomatólogos de España, se tiene que hacer un especial hincapié en los niños de menos de 6 años, una población en la que la falta de cuidado dental es la dolencia crónica más extendida. El Colegio de Dentistas de Las Palmas, a través de un acuerdo firmado con el Club Baloncesto Gran Canaria, va a desarrollar varias acciones a lo largo del año para promocionar el cuidado de los dientes de los más pequeños. Héctor Rodríguez recordó que los colegios de dentistas provinciales del archipiélago organizan campañas para promocionar la higiene bucodental entre los más jóvenes y, sobre todo, la visita gratuita a la consulta del especialista mediante el Programa de Salud Bucodental Infantil de Canarias, dirigida a ambos sexos, entre los seis y once años. En su opinión, es conveniente que las visitas al dentista se realicen de forma rutinaria desde los 3 años, ya que a esa edad ya se ha completado la erupción primaria de los dientes. A partir de esta edad los controles rutinarios son necesarios cada 6 meses o, al menos, una vez al año, y siempre que detecte algún tipo de problema como úlceras, caries, mal aliento, sangrado de encía, movilidad dentaria, alteraciones de la saliva, entre otras alteraciones. Rodríguez abogó por el cepillado de los dientes después de cada comida y que no se deje pasar más de quince minutos entre el final del desayuno, almuerzo o cena y el cepillado. También es importante la elección de un cepillo con cabezal de punta redondeada y pequeño para llegar fácilmente a todos los dientes, sus filamentos han de ser suaves y de puntas redondeadas para evitar lesiones en las encías, y hay que cambiarlo cada dos meses. Además recomienda el uso de dentífricos con flúor, ya que refuerzan la estructura del esmalte y reducen entre un 20 y 40 por ciento la posibilidad de que se formen caries.