El cabildo decidirá la ubicación del gas

Será finalmente el Cabildo el que decidirá si la planta regasificadora irá en Arinaga, como se proyectó inicialmente, o en La Isleta, como planteó el alcalde Juan José Cardona. Todas las instituciones, salvo los municipios del Sureste, apuestan por Arinaga, aunque ven con buenos ojos Roque Ceniciento si falla la primera opción.

Javier Darriba
JAVIER DARRIBA

El Cabildo de Gran Canaria determinará el lugar en el que se ubicará la regasificadora. Su presidente, José Miguel Bravo de Laguna, dio a conocer ayer una reunión con el Gobierno canario, que tuvo lugar este mes, y que concluyó con el compromiso de que «el Cabildo asume la responsabilidad de determinar la ubicación de la planta regasificadora porque eso va en beneficio de la Isla».

Bravo de Laguna se mostró confiado en poder decidir «en poco tiempo» la ubicación definitiva, que estará básicamente entre Arinaga y La Isleta, a la luz de los informes técnicos que se van a encargar.

En cualquier caso, todas las instituciones con representación en el Puerto coincidieron ayer en la necesidad de mantener la idea inicial de montar la planta regasificadora en el muelle de Arinaga. La cercanía de la instalación a la central térmica de Juan Grande favorece la unanimidad de las administraciones -salvo la comunidad del sureste- respecto al destino de la gasificadora.

Texto íntegro en la edición impresa de este martes.

Temas

Gas