Educación inspecciona la suspensión de actividades

14/03/2008

El IES Lomo Apolinario se convirtió ayer en el quinto centro de Gran Canaria donde los alumnos se manifiestan por la suspensión de las actividades extra escolares. Ante la oleada de reivindicaciones, Educación ha decidido averiguar si las suspensiones se han hecho legalmente.

No hay derecho a que suframos las consecuencias de los pleitos entre los profesores y la Consejería», se queja Jonay Cubas, alumno del IES Lomo Apolinario. Este estudiante de 4º de ESO pertenece al grupo de escolares que organizó la protesta de ayer en las puertas del instituto de la capital grancanaria. «Hemos llamado a todos los medios porque queremos reivindicar lo que es nuestro», declaró Jonay, refiriéndose así a la decisión de su centro de suspender las actividades extra escolares.

Esta medida, promovida por el comité de huelga de los profesores que reivindican la homologación salarial con los funcionarios, ha sido adoptada por más de 100 centros en toda la isla, según los propios sinidicatos.

Por otro lado, Gonzalo Marrero, viceconsejero de Educación, declaró ayer que la Consejería ha pedido a Inspección que elabore «una relación de centros donde se haya adoptado esta medida». «De esta forma, pretendemos cerciorarnos de que esta suspensión se ha hecho legalmente. Es decir, que la haya aprobado el Consejo Escolar del centro», explicó Marrero. Además advirtió de que «se abrirá un expediente informativo» a todos los centros donde no se haya procedido bajo la ley.

El viceconsejero de Educación comunicó también que ha pedido a la Unión de Estudiantes de Canarias (Udeca), que coordina el movimiento estudiantil, que elabore un informe que recoja las demandas de los alumnos. «Los estudiantes tiene derecho a manifestarse y nosotros debemos tenerlos en cuenta», agregó.

La jornada de ayer transcurrió entre pitos, tambores y pancartas en el IES Lomo Apolinario. Hoy continua en los institutos de Schaman, Santa Brígida y Lila, donde los alumnos se manifestarán para pedir «una solución urgente» al conflicto de Educación y la reanudación de las actividades extra escolares.

El próximo martes está previsto que se celebre una asamblea para ordenar las reivindicaciones.

Homologar «no es posible»

«No hemos recibido aún el texto completo del Consejo Consultivo, por lo que no hemos decidido cuál será el siguiente paso», declaró ayer Gonzalo Marrero. Sin embargo, Marrero adelantó que «por lo que se ve, la homologación no va a ser, efectivamente, posible». Aseguró además que la Consejería seguirá manteniendo su postura.