Dentistas de Tenerife trabajarán en la creación de una clínica dental en Uganda

06/07/2014

Cinco odontólogos de la provincia tinerfeña se han trasladado a Uganda para trabajar junto a un grupo de dentistas locales en la creación de la primera clínica dental voluntaria de Entebbe, una misión organizada por la ONG WorldProject, con base en Canarias.

  Enfermedades de las encías, caries, infecciones, halitosis y cánceres orales en avanzado estado de desarrollo son algunas de las patologías que se encontrará en esta misión dental que tiene lugar del 5 al 20 de julio.

  Tal y como manifiesta Aitor Hernández, coordinador de WorldProject, "las enfermedades que sufren los habitantes de Entebbe (sur de Uganda) no son muy diferentes a las que se tratan en Canarias, pero sí es distinta la atención que reciben los pacientes, que, en el caso del país africano, es escasa, lo que deriva en un agravamiento de las patologías".

  Por ello, la entidad también transportará hasta allí material donado por profesionales e instituciones. En este sentido, ocho clínicas de la provincia han donado diferentes materiales, a través del Grupo de Estudio Odontoestomatólogo de Canarias (GEOEC) y del Colegio de Dentistas de Santa Cruz de Tenerife. La organización colegial de Las Palmas y diferentes laboratorios y empresas han participado también en esta misión dental.

  La ONG, que lleva dos años trabajando en las zonas más necesitadas del sur de Uganda, llevará instrumental para empastes y extracciones; medicamentos, sobre todo anestésicos y antibióticos, y materiales como sillones o motores lámpara. El material que sobre se quedará en la clínica, a cargo de Island Missioners Uganda, que gestionará la instalación.

  Durante la misión se prevé revisar la salud bucodental de 800 personas y realizar algún tratamiento a unas 600. Además, cinco odontólogos locales continurán con la labor iniciada por WorldProject y entre la población se distribuirá material de higiene bucal, como cepillos, pastas y enjuagues dentales. PRIMERA CLÍNICA DENTAL

  La creación de esta clínica dental de Entebbe supone la primera de estas instalaciones sanitarias para la población más desfavorable de esta área de Uganda. En la construcción se ha utilizado un gran porcentaje de materiales reciclados al incluir, además de arenas y cementos, botellas de plástico que reemplazan bloques y que permiten una construcción más ligera y barata, capaz de mantener las propiedades aislantes mediante las cámaras de aire del interior de los recipientes.

  Esta infraestructura está ubicada en la isla de Zinga, en el Lago Victoria, una región en la que viven más de diez mil personas carentes de todo servicio sanitario. Tal como informa WorldProject, el centro de salud más cercano está a dos horas en barco y, debido a las condiciones de los transportes, se necesitan casi cuatro horas para llegar. Además, en esta comunidad el SIDA es un problema instaurado en la población, con una tasa de pacientes afectados que ronda un 45%.

  WorldProject visitó Zinga el año pasado para estudiar las condiciones reales sobre el terreno, constatando que la mala salud bucodental no sólo es un problema de primer orden entre la población, sino que en muchos casos es el inicio o una circunstancia agravante de enfermedades con repercusiones mortales.