Cuatro policías heridos en una espectacular persecución por las calles de la capital grancanaria

31/12/2007

La actitud sospechosa del conductor del vehículo que en la madrugada del sábado al domingo fue perseguido y retenido en Las Alcaravaneras fue lo que llevó a los agentes de la Policía Local a actuar como lo hicieron, incluso con tiros al aire cuando el conductor se lanzó marcha atrás sobre uno de ellos.

Todo comenzó de forma más o menos normal, según la versión ofrecida por el concejal de Policía del Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria, Jesús González, quien explicó que los agentes localizaron un vehículo mal aparcado en una calle peatonal aledaña a Las Canteras, por lo que se acercan al mismo y se percatan de que no lleva la pegatina que supone su paso obligatorio por la Inspección Técnica de Vehículos (ITV), procediendo en consecuencia a reclamar la documentación del vehículo a la persona que estaba a los mandos del mismo.

La cosa comenzó a torcerse cuando el conductor le pidió a su acompañante, una chica, que buscara los papeles, y a continuación puso la primera y salió a toda velocidad por la calle peatonal, actitud que lleva a los agentes a activar el dispositivo policial. El coche perseguido toma como ruta la calle Eduardo Benot, pero en dirección contraria, poniendo en peligro a viandantes y conductores, manteniéndose en esa actitud hasta llegar a la Plaza de España, donde la velocidad le llevó a hacer un trompo, momento en que los agentes proceden a rodear el vehículo y retenerlo.

En el suelo

Lejos de achantarse, el conductor lanza el coche marcha atrás donde había un agente caído en el suelo por la secuencia de los hechos, y éste saca la pistola y lanza dos tiros al cielo en actitud intimidatoria para evitar ser arrollado.

El conductor, a pesar del accidente sufrido, consigue salir hacia adelante con el vehículo y llegar hasta la calle Más de Gaminde, donde abandona el vehículo con la acompañante dentro y se echa a correr, siendo detenido un poco más adelante tras una persecución a pie.

El concejal de Policía capitalino, Jesús González, comenta la desproporción habida entre la petición de la documentación y la actitud del conductor, lo que llevó a los agentes a sospechar que algo se ocultaba tras esta actuación.

Un lote importante de droga

Estupefacientes. El edil de Policía del Consistorio de la capital grancanaria explicó que en el vehículo se localizó una cantidad importante de droga, además de una serie de paquetes cerrados que han sido puestos a disposición de la autoridad judicial tras las diligencias pertinentes.

Hospitalizados. La persecución se saldó con cuatro heridos graves tras el vuelco de uno de los vehículos, tres de ellos agentes de seguridad, quienes fueron trasladados a centros hospitalarios.