Chris Wright: "Las Palmas tiene muy buena fama en el sector ‘offshore’"

Silvia Fernández
SILVIA FERNÁNDEZ

El director de zona de OPITO internacional (organismo que desarrolla la formación para el sector del gas & oil) resalta el valor de las empresas que operan en la luz y se muestra seguro de su potencial de crecimiento.

El pasado año abrió en Gran Canaria una escuela con el sello OPITO, que garantiza la formación en el sector offshore. ¿Cómo beneficia esto a Canarias? Ciertamente OPITO tiene un centro de formación en Canarias, que es el que tiene en Taliarte el grupo Stier y que tiene una gran proyección de futuro. Gran Canaria ha recorrido un largo camino desde que en el año 2000 aproximadamente el puerto de Las Palmas comenzó a tener actividad en el sector del oil & gas, con el mantenimiento de instalaciones petrolíferas. En este tiempo se ha consolidado como una buena base para la exploración y hay potencial de desarrollo en esta zona del norte de África. Ahora lo que queda y lo que va a intentar OPITO es que las empresas adopten sus normas para asegurar las posibilidades de trabajo de la mano de obra local y se suministren trabajadores dentro de la región. ¿Es obligatoria la formación que da OPITO para trabajar en el offshore? No. Lo que hace OPITO en las zonas donde se está desarrollando el sector oil & gas es trabajar a través de memorándum de entendimiento con los gobiernos locales para asegurar que se cumplan los niveles mínimos de seguridad dentro de la industria. Ahora bien, dado que la norma OPITO es global y se basa únicamente en los requisitos de la industria, nuestra formación es la más aceptada. OPITO trabaja por todo el mundo intentando que se apliquen normas comunes en seguridad. Somos asesores no legisladores. Servimos a los intereses y necesidades de la industria con una meta clara: lograr que las personas trabajen en condiciones seguras y puedan volver a sus casas. Una ventaja de OPITO es que forma por igual en todas las regiones y eso permite la transferencia de trabajadores de una zonas a otras. A las multinacionales les interesa. ¿El que haya una escuela OPITO en Gran Canaria garantiza una mayor seguridad laboral en el sector offshore de las Islas? No se puede garantizar nada pero es un paso para asegurar que los niveles de seguridad sean tan buenos como debieran. La experiencia ofrece una base, un inicio, un punto de partida. ¿Qué posición ocupa Canarias y más en concreto Gran Canaria en el negocio mundial offshore? Canarias es un hub de servicios a la industria. En la mayoría de las zonas, los temas vinculados al sector del oil & gas surgen de la extracción y la exploración. Canarias está en otra fase porque por ahora no se han descubierto recursos. No quiere decir esto que no se vayan a descubrir pero por ahora no está en esa situación. En el Mediterráneo por ejemplo, es otro caso, porque ya se sabe que hay recursos en ese área. Ustedes como proveedores de formación al sector del oil & gas conocen su evolución, ¿se recuperará este año ante la subida de los precios del crudo? Uno de los ponentes que ha intervenido en el congreso decía que el sector ha sufrido dos años de ajuste. Ahora mismo estamos en un punto de equilibro después de que se alcanzara un máximo de 120 dólares el barril para caer después hasta los 20 dólares. Y las petroleras han aprendido a cómo tratar esta situación. Así que si se mantiene el precio de 50 dólares el barril, como ahora, se va a seguir con la exploración aunque no se llegará al nivel anterior a la crisis. En cuanto a la recuperación, el año pasado se hablaba de 2017 pero yo creo que es más realista pensar en 2018. Depende de muchos factores, incluso Donald Trump, que es uno de los principales. ¿Qué valoración hace del puerto de Las Palmas y su futuro? He estado en el puerto de Las Palmas y está muy bien organizado. Basado solo en la cantidad de plataformas y buques de perforación que se ven y la variedad de procedencia, es evidente que se confía en él. Tiene muy buena fama. Voy a Houston y se habla de Canarias. Si el volumen ha bajado es por la situación actual de enfriamiento.