Antonio Fernández: «Éste es un premio colectivo de la Facultad de Veterinaria»

Sólo ayer por la mañana recibió entre 50 y 60 llamadas de felicitación. El catedrático de histología y patología animal de la ULPGC acaba de recibir el Premio Canarias de Investigación.

Premio Canarias a los 48, ¿a dónde quiere ir usted a parar? Pues no sé. Realmente, esto me ha caído así encima, y como no estaba entre los objetivos.... No sé. Como hago lo que me gusta, pues me parece que lo único que quiero es seguir haciéndolo: la investigación, la docencia e intentar transmitir aquello que ya he sedimentado. Y que lo que haga también pueda servir para algo más, para resolver problemas. ¿A dónde puedo llegar? No tiene final. Lo de aprender todos los días no tiene final. ¿Con quién comparte el premio? El premio lo tengo que compartir primero con mi familia, que realmente es a la que más tiempo he sacado para obtener los resultados que entiendo que han sido valorados par darme este premio. Y a partir de ahí es un premio colectivo, del equipo de anatomía patológica, de la facultad de Veterinaria y, evidentemente, de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria. En Veterinaria he aprendido de mi entorno, y durante los años que estuve de vicerrector de la ULPGC de todos los entornos. Antes de la entrevista recordaba las penurias por las que pasó la facultad de Veterinaria a la que está tan ligado desde los inicios en Zárate. ¿Es éste un buen momento para mirar atrás? Yo creo que sí; es un momento para pararse brevemente y mirar atrás y ver el salto cualitativo y cuantitativo de los estudios de Veterinaria en Canarias. Y mirar rápidamente hacia delante para ver lo que la veterinaria puede aportar a Canarias. Éste también es un premio de las Ciencias Veterinarias y por eso también quiero dedicárselo a todos los veterinarios. En el jurado que le ha dado el premio hay viejos compañeros suyos de la ULPGC como Roberto Moreno Díaz, José Regidor o Nicolás Díaz Chico... No lo sabía. Hace un mes me olvidé de que estaba propuesto y ayer estaba totalmente despistado, se me había olvidado que el premio se iba a resolver. Y además sabía que es un premio al que van gente e instituciones de mucho prestigio en el mundo de la investigación. Mi perspectiva inicial cuando me dijeron que me habían propuesto era mínima. ¿Añade valor el que le reconozcan sus propios compañeros? Hombre, yo entiendo que los miembros de este tribunal, algunos de tal alto prestigio y tan rigurosos científicamente como los que ha mencionado, me da un mayor espaldarazo.

Lea la entrevista íntegra en la edición de hoy de CANARIAS7.