Borrar

Agua Viva exigirá 9 millones por el fallido muelle deportivo

La anulación del concurso del muelle deportivo de Arrecife, en Naos, por parte de la Autoridad Portuaria de Las Palmas, finalmente cobrará valor en mayo. En cuanto sea efectiva la acción, la empresa Puerto Agua Viva, una de las dos entidades aspirantes a la construcción y explotación, iniciará acciones legales, reclamando una fuerte indemnización económica.

Miércoles, 27 de abril 2011, 08:12

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

En versión de Iván Betancort, uno de los principales inversores relacionados con Puerto Agua Viva, la demanda económica se elevará a más de 9 millones de euros. Esta cantidad la obtiene de sumar los costes del proyecto presentado en la primavera de 2010 al concurso abierto por la Autoridad Portuaria de Las Palmas, más de 2 millones de euros; y los beneficios posibles por los primeros años de explotación de las instalaciones previstas en Naos.

La cantidad contrasta con el montante que el presidente de la Autoridad Portuaria de Las Palmas, Javier Sánchez Simón, ha anunciado ante los medios, de cientos de miles de euros a lo máximo, tanto para Puerto Agua Viva; como para la segunda entidad que también se presentó al concurso que ahora se quiere anular, Puerto Calero. Para Betancort, la decisión de la Autoridad Portuaria se fundamenta en una visión errónea sobre el fallo judicial que afecta al Plan Especial del Puerto de Arrecife (PEPA), que supuestamente invalida la explotación de una zona comercial en Naos. Se basa en que el mismo fallo no ha sido obstáculo para seguir con el muelle de cruceros, cuyo estreno se ha previsto para julio.

El proyecto de Puerto Agua Viva contempla una gran infraestructura, con una financiación inicial de 75 millones de euros, que no saldrá adelante en cuanto el concurso se anule de manera definitiva. En las bases aceptadas en abril de 2010 se planeó crear cerca de 2.000 puestos directos de trabajo, en varias fases. De inicio, en versión de Betancort, serían 300 trabajadores dedicados a la construcción del puerto deportivo, quedando la suma restante en la explotación del puerto deportivo y de sus negocios anexos, incluido un nuevo centro de convenciones.

En cuanto a las características del muelle de ocio, en la propuesta se ofreció la creación de 1.800 puestos de atraque, repartidos en varios pantalanes; así como un espacio añadido para el atraque de varios yates de envergadura, junto al castillo de San José. Además, también se incluyó en el proyecto la presencia de un nuevo centro comercial, junto al muelle de cruceros, sin afectar a la zona de varadero, que seguiría teniendo uso. En cuanto a la propuesta de Puerto Calero, ésta también incluía explotaciones comerciales similares.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios