En un Boeing que los llevó directamente a Londres, despegó a las 9.30 horas de ayer  el equipo de Éxodo, entre ellos Ridley Scott y Christian Bale, director y protagonista. Mientras, la huella del paso de la superproducción bíblica  por Fuerteventura empiezan a aparecer en la Red, como es el caso de la actriz española María Valverde (Séfora, esposa de Moisés) que colgó su foto con los pies de remojo en las playas de La Guirra , en El Castillo.


El regreso del equipo técnico del cineasta británico se produjo de forma escalonada, no de una tanda como ocurrió cuando aterrizaron en Fuerteventura el pasado 21 de noviembre procedentes de Almería, el otro Egipto de película. El grueso de los 250 trabajadores se fueron con Scott y Bale en el vuelo especial a Londres, mientras que otros se fueron a la Península y por Tenerife y Gran Canaria.


En el antiguo parador de Playa Blanca, cedido por el Cabildo Insular desde septiembre, todavía le queda trabaje postproducción  a Volcano Internacional hasta el 15 de febrero.