CC y PSC aprueban el presupuesto "más duro y restrictivo" de Canarias

28/12/2012

Los grupos parlamentarios Nacionalista y Socialista aprobaron este viernes la ley de Presupuestos Generales de Canarias para 2013 tras superar el veto de los diputados herreños, en unas cuentas que el Gobierno cree las más duras, restrictivas y difíciles de la historia y sobre las que pesa la obligación "injusta y arbitraria" de cumplir el objetivo de déficit.

Así lo manifestó el consejero de Economía, Hacienda y Seguridad, Javier González Ortiz, al término del pleno en el que finalmente fueron respaldadas las cuentas autonómicas tras ser aprobada la sección once, de obras públicas, transportes y política territorial, que ayer vetaron los diputados herreños por considerarla perjudicial para su isla.

El presupuesto asciende a 6.610.652.905 euros, un 6,7 menos que en 2012, y el consejero señaló que son las cuentas públicas más restrictivas y difíciles de la historia de Canarias, marcadas por el complicado contexto económico y en las que ha sido determinante la reducción de la capacidad de endeudamiento y el límite de deuda.

El compromiso y la prioridad del Gobierno canario se mantiene, en cuanto a salvaguardar el núcleo de los servicios esenciales, a los que se destinan 7 de cada 10 euros para proteger el gasto social y garantizar la condición pública de sus prestaciones, dijo González Ortiz.

Ello a pesar del descenso generalizado de los ingresos que "nos ha costado renuncios, algunos difíciles de entender", pero siempre apostando por un modelo en el que la prioridad "es lo esencial, lo básico y lo importante".

Pero paralelamente el Gobierno regional se ve en la obligación de cumplir con los estrictos requisitos de la deuda porque de no hacerlo, conllevaría graves consecuencias para las islas y se convierte esto en un condicionante más "que nos resta margen de actuación, pero que forzosamente debemos de admitir", señaló el consejero.

Esta obligación "injusta y arbitraria" no cuenta con las particularidades de cada Comunidad Autónoma y con el hecho de que "Canarias cumple sus obligaciones" en este ámbito, entre otros motivos, para evitar que haya una "injerencia" en sus políticas.

Como ejemplo, el consejero dijo que pese a contar con más dificultades que otros territorios, Canarias sigue en la senda de la estabilidad presupuestaria y es la Comunidad Autónoma menos endeudada de España.

Estas cuentas públicas, prosiguió, van a permitir que los canarios tengan acceso al núcleo de la sanidad, la educación, la justicia y las políticas sociales "en las mismas condiciones y vivan en la isla que vivan".

Los hospitales y los centros escolares seguirán abiertos, garantizó el consejero de Economía, Hacienda y Seguridad, quien insistió en que sanidad y acción social concentran la mayor partida del gasto y se asegura la prestación farmacéutica y las acciones que tienen mayor impacto en la política sanitaria.

En educación se garantiza el número de plazas públicas, se sostiene la política de becas y se aumenta la partida para comedores escolares.

Estos son los principales compromisos plasmados en la ley de Presupuestos Generales para 2013 que también recoge los cambios impositivos "a los que nos vimos obligados en julio" y que suponen un esfuerzo más de todos los canarios para afrontar los servicios básicos "con nuestros propios recursos", añadió.

También se mantienen las aportaciones a cabildos y ayuntamientos para no perjudicar los servicios públicos que prestan y se destinan recursos propios de la Comunidad Autónoma para la promoción y la rehabilitación turística, además de prever la inversión en carreteras "con el fin de cumplir los compromisos".

Además hay "modestas" medidas de promoción económica como ayudas a actividades de innovación y tecnología, además de impulsar la apertura de las empresas canarias al exterior.

En empleo se introduce "un gran esfuerzo" para las principales políticas de promoción y fomento del autoempleo y la economía social y según resumió el consejero, las cuentas son el reflejo de la política de control y austeridad en el gasto que promueve la administración autonómica.

De hecho, consideró que al finalizar 2013 se habrá reducido en un 64 por ciento el coste de las empresas públicas.

Javier González Ortiz insistió en que las cuentas autonómicas del próximo año son las más duras y difíciles de todas pero también apuntó que las previsiones auguran que Canarias será una de las primeras comunidades en salir de la crisis.