Ryanair cometió 26 faltas graves en la huelga por el cierre de bases

20/02/2020

Inspección de Trabajo propone sancionar a la aerolínea irlandesa por lesionar el derecho de los tripulantes de cabina y por obstaculizar su labor de control durante los paros de septiembre

La Inspección de Trabajo consideran que Ryanair traspasó la línea roja de la legalidad para evitar el impacto de las movilizaciones que protagonizaron sus trabajadores el pasado año para protestar por el cierre de bases en Canarias y Girona. La Inspección ha propuesto sancionar a la aerolínea irlandesa de bajo coste por «las irregularidades cometidas por la compañía irlandesa durante las huelgas de septiembre de 2019», según informó el sindicato Sitcpla, que ha tenido acceso al acta de infracción.

Laa Inspección ha censurado la práctica de Ryanair de encuestar a los TCP sobre sus intenciones de realizar la huelga, «asunto prohibido tanto en España como en la mayoría de las legislaciones de la UE».

Del mismo modo, ha comprobado que la dirección de Ryanair cometió un «abuso de poder al manipular la asignación de TCP conforme a los servicios mínimos resultantes, de modo que se dificultase o impidiese el ejercicio efectivo de la huelga, ya fuese asignando un número desproporcionado de tripulantes de guardia, ya fuese programando vuelos a quienes tenían día libre. También nombraron tripulaciones para vuelos diferentes a los inicialmente programados como protegidos. La Inspección propone sancionar además a la empresa al considerar los locales conocidos como crewrooms como inadecuados para alojar tripulantes y desarrollar su trabajo con normalidad.

Propuesta de sanción

Inspección de Trabajo propone a la Autoridad Laboral sancionar 26 acciones detectadas en las trece bases donde Ryanair operaba a la fecha de las huelgas: en concreto, afirma que Ryanair ha cometido siete faltas graves y tres muy graves por «obstrucción a la labor inspectora», diez faltas muy graves por «lesionar el derecho de huelga de los TCP» y seis faltas graves por materia de salud laboral (artículos 7 y 12 de la Lisos). Según recoge el artículo 40 de la Ley sobre Infracciones y Sanciones en el Orden Social las faltas muy graves pueden ser sancionadas con entre los 6.251 euros y los 187.515; y las graves con entre 626 euros y 6.250 euros.

El sindicato considera que estas actas «dan la razón a los tripulantes de Ryanair en España en sus denuncias», y advierte de que serán trasladadas a la Audiencia Nacional en el juicio contra Ryanair que comienza el 10 de marzo. Los sindicatos han impugnado el despido colectivo de 224 trabajadores de las bases de Canarias cerradas en noviembre del pasado año.