Atraca en Opcsa el mayor portacontenedor de su historia

11/10/2018

El ‘Fillippa’, con capacidad para casi 13.000 teus, realiza su primera escala en La Luz procedente de Sines y con destino Lomé (Togo)

Las Palmas de Gran Canaria

La terminal de trasbordo de La Luz, Opcsa, recibió esta semana al buque MSC Fillippa, un gigante de los mares con capacidad para 12.600 contenedores. Se trata del mayor portacontenedores que atraca en Opcsa, que es propiedad al cien por cien de la naviera ítalo-suiza MSC.

El Fillippa llegó a La Luz el martes y requirió de dos grúas para mover un total de 2.275 teus (contenedores de veinte pies). Durante 25 horas seguidas se estuvo trabajando en las labores de carga y descarga de los contenedores que se ubicaron en la zona naciente de Opcsa, según informa la terminal. Tras acabar la tarea, el buque, que había llegado procedente de Sines (Portugal) zarpó con destino a Lomé (Togo).

MSC Fillippa fue construido en el 2011 en Corea del Sur. Tiene una eslora de 366,06 metros y una manga de 48,23 metros. Su calado es 13,1 metros y su velocidad máxima de 22,6 nudos.

La llegada del Fillippa es la confirmación de la apuesta que MSC está realizando por La Luz, donde invertirá en los próximos meses nueve millones de euros en la mejora y modernización de la terminal. Entre otras cosas, MSC sustituirá las siete grúas actuales y del tipo Panamax y Super Post Panamax por las Malaccamax, con capacidad para mover 25 contenedores de manga frente a las 18 y 22 que mueven las actuales.

El cambio de las grúas permitirá entrar en La Luz a barcos de hasta 18.000 contenedores, los llamados megabuques.

El alargue del Reina Sofía, autorizado ya por Puertos del Estado, es otra mejora necesaria para la llegada a Las Palmas de estos buques. La obra solucionará los problemas de agitación del agua en la zona.

Nuevo ferry

La naviera Armas y el astillero gallego Hijos de J. Barreras firmaron ayer el contrato para la construcción de un nuevo buque tipo ferry de 190 metros de eslora y capacidad para 1.800 pasajeros. En el momento de su entrega, será el mayor de su clase construido en España, informa la compañía.

Será una versión mejorada de los buques Volcán del Teide y Volcán de Tinamar, que fueron entregados en 2011. En ocho años la naviera ha incorporado ocho buques nuevos. Se trata de la mayor apuesta de una naviera por la industria nacional.