Multas que te podrán poner incluso con el coche parado

Lavar el coche en la calle o repostar con las luces encendidas son algunos ejemplos que te pueden costar hasta 3.000 euros e incluso la pérdida de puntos en el carné de conducir

S. M. Madrid

El exceso de velocidad o conducir mientras se utiliza el teléfono móvil son dos de las causas más comunes por las que se puede recibir una sanción de tráfico. Pero también con el coche parado, o incluso por un «elemento» relacionado con el vehículo, podemos estar cometiendo una infracción, y no solo por haber estacionado en una zona prohibida.

- Lavar el coche en la calle: La sanción depende de lo que establezca cada municipio pero oscila entre los 300 y los 3.000 euros.

- Cartel de «Se vende»: Colocar un cartel promocionando la venta del coche se considera uso indebido de la vía pública y puede afectar a la visión de la conducción por lo que conlleva una sanción de 200 euros.

- Aparcar en aceras y paseos: El Reglamento General de Circulación prohíbe estacionar sobre las aceras, paseos o zonas destinadas al paso de peatones. La sanción por el incumplimiento de la norma se asciende a 200 euros.

- Repostar con las luces encendidas: Al margen de la multa, es una conducta peligrosa que, en caso de ser vista por un agente, puede ser sancionada con 200 euros. Si, por el contrario, en vez de las luces, está encendido el coche durante el repostaje o la radio, la sanción puede ascender a una multa de 300 euros y la pérdida de 3 puntos del carné de conducir.

- Daños o suciedad en el parabrisas: Las roturas, así como la suciedad (siempre que dificulten la correcta visibilidad para circular) pueden ser objeto de sanción de hasta 200 euros, en relación al artículo 84 de la Ley de Seguridad Vial.

- Escobillas gastadas o estropeadas: Resultan fundamentales para limpiar el parabrisas durante la marcha. Si no funcionan correctamente puede traducirse en una sanción de 80 euros.

- Matrícula ilegible. Es obligatorio circular con ella limpia y sin nada que pueda dificultar su legibilidad. De lo contrario, la sanción asciende a 80 euros. Al acudir a zonas de costa, se debe revisar que con la humedad y la arena no quede cubierta para evitar una multa.

- ITV caducada: Se debe tener especial cuidado de pasarla siempre cuando corresponde. Circular con un vehículo que tiene la ITV caducada (o con resultado desfavorable) supone una sanción 200 euros. Por el contrario, circular con la ITV negativa se sanciona con 500 euros.