afp

El Ibex-35 se apoya en la banca para salvar la incertidumbre

La expectativa de que los bancos centrales mantendrán una política agresiva de subidas de tipos dispara de nuevo al euríbor

Clara Alba
CLARA ALBA Madrid

Los inversores empiezan a asumir que la subida de los tipos de interés mantendrá un ritmo agresivo en los próximos meses. La lucha contra la inflación se ha convertido en objetivo prioritario de los bancos centrales, y ni siquiera los tambores de recesión frenarán esa batalla que se antoja más larga de lo esperado.

El mercado descuenta que en su próxima reunión de este mes la Reserva Federal (Fed) subirá los tipos de interés en 75 puntos básicos. Y ya hay voces que apuntan incluso a que el organismo monetario se atreverá con los 100 puntos básicos. Un hecho que sería histórico y cuyas consecuencias generan verdadera incertidumbre en el mercado.

Si EE UU acelera en la subida de tipos, la presión será todavía mayor para que el Banco Central Europeo (BCE) no se quede atrás. Y desde hace semanas hay indicadores que apuntan a esta dirección. Es el caso del comportamiento del euríbor, que acumula semanas de subidas y este jueves tocó el 1,223%, un nivel que no se veía desde 2009.

Con este telón de fondo, el Ibex-35 se apoyó en el sector bancario, uno de los grandes beneficiados del giro en las políticas monetarias, para subir al cierre un 0,37% hasta los 8.085 puntos.

El valor más alcista fue Caixabank con subidas del 5,78%, seguido de Banco Sabadell con un avance del 4,9%; Bankinter, el 4,4%; Banco Santander, el 3,52%, y BBVA, el 2,23%.

Por el contrario, Repsol ha sido el valor más bajista del mercado español al ceder el 4,05% después de conocerse que la propuesta de Bruselas para que se le aplique a las empresas petroleras y gasistas una tasa de solidaridad sobre sus beneficios antes de impuestos tendría un impacto de 1.082 millones de euros en sus cuentas.

Inditex también ha sido uno de los protagonistas de la jornada al ser el segundo valor que más cae del Ibex 35, al dejarse el 3,45%. La compañía textil anunció el miércoles que había ganado 1.794 millones de euros en el primer semestre de su ejercicio fiscal 2022-2023, el 41% más, lo que le permitió subir ese día en Bolsa el 3,78%.

«Los inversores ajustan las valoraciones ante un escenario de inflación persistentemente elevada. La lucha de los bancos centrales será un proceso más largo y doloroso de lo que se venía descontando (tipos más altos y por más tiempo). Además, el impacto sobre la economía afectará a los BPAs (beneficio por acción) de las compañías. En este contexto es difícil ver avances en las bolsas», indican desde el departamento de análisis de Bankinter.

En el mercado de materias primas, el barril de crudo Brent cede hasta los 93 dólares, mientras que el West Texas estadounidense ronda los 87,9 dólares.