reuters

Las pérdidas se imponen en las Bolsas tras el dato de empleo en EE UU

La primera potencia mundial creó más puestos de trabajo de lo esperado en septiembre, lo que da alas a la Fed para mantener las subidas de tipos

Clara Alba
CLARA ALBA Madrid

Las Bolsas europeas extremaron la prudencia en el cierre de una semana que, para muchos analistas, había comenzado con demasiado optimismo entre los inversores. Tras recuperar un 4,5% en apenas dos sesiones, las ventas regresaron al Ibex-35 para despedir el viernes con una caída del 0,99%, limitando su avance semanal al 0,95%.

La esperanza de que los bancos centrales pisen el freno en el ritmo de subida de los tipos de interés ante el empeoramiento de la evolución económica ha sido solo un espejismo. Sobre todo tras conocer la referencia más relevante de la semana: el informe oficial de empleo en EE UU. La primera potencia mundial creó 263.000 puestos de trabajo en septiembre, por encima de los 250.000 empleos que esperaba el consenso de analistas.

La tasa de paro queda así en el 3,5% desde el 3,7% anterior, reforzando la posición agresiva de la Reserva Federal (Fed) en su política monetaria.

Es cierto que los datos conocidos este viernes dejan también algunas dudas entre los inversores, pues el ritmo de aumento en la creación de empleo es el menor desde finales de 2020. Sin embargo, la fortaleza del mercado laboral frente a la crisis es la excusa perfecta para mantener las subidas de los tipos de interés. Especialmente teniendo en cuenta que los salarios también subieron un 0,3%.

Con este telón de fondo, pocos dudan ya de que la próxima subida de tipos en EE UU será de otros 75 puntos básicos. Y las pérdidas se impusieron con contundencia en Wall Street al cierre de los mercados europeos.

En España, los números rojos estuvieron liderados por de Fluidra (-6,24%), Solaria (-4,72%), Sacyr (-4,50%) y Rovi (-4,04%). Y apenas ocho valores escaparon a las caídas, con la banca mediana -Banco Sabadell y Bankinter- en la parte alta de la tabla, junto a ArcelorMitall, IAG y Repsol, cuya cotización se ha visto impulsada estos días por el alza en los precios del petróleo.

El mercado sigue muy de cerca la evolución de esta materia prima, con el barril de tipo Brent, de referencia en Europa, situándose ya sobre los 95 dólares, mientras que el West Texas estadounidense avanza a los 89 dólares.

Los precios del crudo se encaminan a cerrar la semana con su mayor subida acumulada desde marzo, tras la decisión de la OPEP de aplicar un drástico recorte de dos millones de barriles diarios en su producción, con el objetivo de mantener los precios en el entorno de los 90 dólares, tras las recientes caídas desde máximos del año, que llegaron a rondar los 130 dólares el barril.

Temas

Ibex 35, IPC