La práctica totalidad de los negocios de los aeropuertos están cerradas ante la falta de negocio. / C7

La Justicia paraliza el cobro de los alquileres de los aeropuertos por parte de Aena

Hasta 2025 están en el aire 750 millones de euros que genera el negocio de las tiendas y restaurantes en las terminales de Canarias. El Gobierno de Canarias media para buscar solución al problema

Silvia Fernández
SILVIA FERNÁNDEZ Las Palmas de Gran Canaria

Varapalo a las intenciones de Aena de cobrar el 100% de la renta de los alquileres de los locales de los aeropuertos del año 2020 pese a la fuerte caída del número de pasajeros y de los ingresos.

Aena ha percibido la renta variable, que es mensual y se abona en función de la facturación de las tiendas. La que se reclama ahora es la denominada renta mínima garantizada, de carácter anual y que compensa a Aena si hay menores ventas. En un contexto de covid, con una caída de la facturación del 90% y del tráfico de pasajeros del 80%, ese pago es inasumible para las empresas a las que empuja a la quiebra. «Las intenciones de Aena son un atropello y una vulneración de los derechos de las empresas», indican fuentes del sector.

A principios de esa semana dos juzgados han emitido sendos autos que establecen medidas cautelares en el conflicto que mantiene Aena con sus inquilinos y obligan al gestor aeroportuario -propiedad en un 51% del Estado y un 49% de capital privado- a no cobrarles, así como a no ejecutar los avales bancarios. Ambos autos responden a las solicitudes presentadas por dos de las grandes del sector, SSP (en Gando explota las marcas Enrique Tomás y O´Learys, entre otras) y Áreas que han acudido a la vía judicial para reclamar medidas cautelares con el fin de evitar la quiebra de sus empresas y preservar los más de 14.000 empleos directos que genera el sector en España. En las islas con 4.000.

Dos autos judiciales consideran excesiva la pretensión de Aena de cobrar a los inquilinos muy por encima de su facturación, que ha caído un 90% con la covid

En los aeropuertos canarios opera una tercera gran empresa que es Canariensis, que por el momento no prevé ir a los juzgados. Según fuentes del sector, Canariensis junto a sus socios suizos de Dufry, que operan en península y Baleares, han presentado una oferta a Aena y sobre ella se está negociando.

Aunque por ahora se desconoce el resultado de estas negociaciones, en el caso de alcanzarse un acuerdo «sería un punto de inflexión» entre Aena y sus arrendatarios «al marcar el camino al resto de los locales sobre una solución negociada», indican estas fuentes. Además de estas tres grandes empresas en los aeropuertos españoles y canarios operan otras empresas más pequeñas que en su mayoría han optado por la vía judicial. «Todos los días están saliendo autos», indican estas fuentes, que con estas palabras ponen en evidencia la magnitud del problema.

En las islas, la batalla emprendida por Aena con sus arrendatarios pone en juego 750 millones de euros hasta 2025 -a razón de 150 millones al año-. «Las rentas de 2020 son la punta del iceberg. Aquí lo que se dirime es que va a pasar a partir de enero de 2021, cuando la caída del tráfico es aún mayor y la situación no tiene visos de mejorar en septiembre, tal y como estima Aena», indican estas fuentes.

Las empresas se quejan de que Aena llegara a un acuerdo con los 'rent a car' y excluyera a tiendas y restaurantes que formaban parte de la negociación y compartían su contenido. Advierten, también, de que las nuevas licitaciones en distintos aeropuertos están saliendo con un descuento del 90%, al ser consciente Aena la difícil situación de ventas y rentabilidad de las empresas.

El Gobierno de Canarias interviene para buscar solución al conflicto

El Gobierno de Canarias es uno de los tres Ejecutivos autonómicos que está mediando en el conflicto entre Aena y las empresas para tratar de llegar a una solución beneficiosa para todos y que evite la quiebra de las empresas y la pérdida de empleo.

Precisamente es Canarias, con sus ocho aeropuertos, una de las regiones donde este sector tiene más peso en su economía. Además del de Canarias están interviniendo el de Baleares y el de Cataluña, según fuentes del sector. «Estas tres regiones junto con Madrid pueden verse, por cuestión de aportación al tráfico global, más afectadas en términos de tejido empresarial y empleo», señalan estas fuentes.

En su opinión, que el gestor aeroportuario no llegue a un acuerdo con las empresas sería «inédito» puesto en en todas la terminales del continente se ha logrado. «Máxime cuando el Estado está detrás de Aena», dice.

A los gobiernos autónomos se suman los llamamientos que han hecho partidos políticos, organizaciones empresariales y sindicales a Aena para buscar una solución negociada.

Hostelería de España, Marcas de Restauración y los sindicatos CC OO y UGT remitieron hace tres semanas una carta al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en la que le pidieron que mediara y solucionara el problema que amenaza la viabilidad de estas empresas.