El personal del touroperador TUI atiende a los pasajeros británicos llegados en su vuelo a Gran Canaria. / EFE

Los británicos comienzan a aterrizar a cuentagotas por la incertidumbre

El levantamiento de la obligatoriedad del confinamiento abre el mercado con 28 vuelos llegados a las islas en el primer día

CANARIAS7/EFE LAS PALMAS DE GRAN CANARIA

Los británicos comenzaron a llegar ayer a Canarias a cuenta gotas debido a la incertidubre que sigue existiendo en el principal mercado turístico del archipiélago. En el primer día de apertura de las restricciones del Gobierno de Boris Johnson aterrizaron un total de 28 vuelos en el archipiélago procedentes del Reino Unido. Sus pasajeros no tendrán que hacer cuarentena a la vuelta.

La mayoría de estos aviones llegaron a Tenerife, sobre todo al aeropuerto sur que poco a poco vuelve a cobrar vida tras casi año y medio en mínimos por la pandemia. También aterrizaron vuelos en Gran Canaria, Lanzarote y Fuerteventura, aunque siguen con baja ocupación, muy lejos del lleno total que suelen tener en la temporada de verano clásica de las islas, con muchos ingleses viajando con hijos.

  • Fundamental El Reino Unido representa el principal mercado turístico de Canarias y lleva año y medio cerrado.

  • Poco a poco El Gobierno regional espera que los vuelos desde Gran Bretaña a las islas aumenten «sin prisas».

  • Dudas El aumento de los contagios en las islas y de las restricciones ralentiza el despegue de destino turístico.

Según informó EFE , más de 200 turistas británicos llegaron a Gran Canaria en los primeros vuelos que aterrizan en la isla desde el Reino Unido en el 'freedom day', como llama la mayor parte de la prensa de ese país desde tiempo a este esperado lunes 19 de julio, el día en el que, después de meses, se levantan la mayor parte de las restricciones para viajar. Aterrizaron tres vuelos con origen Bristol, Londres y Mánchester, a los que se sumará esta tarde otro más desde Manchester operado por Tui.

De vuelta

«Ya era hora de que nos dejaran viajar», señaló nada más recoger su equipaje Louise Cheesman, una turista que tampoco se olvida de las llamadas a las precaución que están recibiendo, pese a todo, en un país cuyo primer ministro, Boris Johnson, inicia estos días un confinamiento por haber mantenido contacto estrecho con un positivo, su ministro de Sanidad, Sajid Javid. «Hay que tener cuidado y ser especialmente cauteloso», dice, satisfecha, eso sí, de recuperar «cierta normalidad». Cheesman asegura que su viaje ha sido «cómodo, rápido y fácil» y que, aunque ha tenido que reunir una serie de documentos antes de embarcar. «ha sido un proceso amable» y que ha valido la pena.

Al igual que Cheesman, otro de los pasajeros de este vuelo, Mark Andrews, celebró poder regresar a Canarias, que visita por tercera vez. «Estoy muy feliz de estar aquí», porque «es un lugar genial y de relax. Sé que es un destino seguro». «Ya es hora de que nos dejen vivir nuestras vidas», ha dicho en relación a las restricciones de movilidad de Reino unido y la política de Boris Johnson.

El pasajero del sur de Reino Unido David Sheperd ya ha viajado varias veces a Canarias antes y dice que hubiese venido igualmente, aunque no se levantara la cuarentena al regreso para aquellos que estén vacunados, por tenía el vuelo reservado hace un mes aproximadamente.

Sheperd viaja por vacaciones y ya ha pasado cuarentenas por otros viajes anteriores, la última hace apenas unas semanas por un viaje de trabajo, por lo que se ha declarado «afortunado» de que este cambio de restricciones le permita no hacerla esta vez.

David Sheperd ha llegado a Gran Canaria junto a Michelle Frost, que, aunque reconoce que no tener que hacer cuarentena es «una suerte», no contaba con esa ventaja cuando reservó su billete hace unas semanas. Sobre las restricciones de movilidad, Michelle Frost se declaró en contra, porque ahora que asegura que los casos están aumentando, especialmente en el sur del país, se siente «más segura en Canarias» que en Reino Unido, más aún estando vacunada.

Por su parte, la viajera británica Serena Sheikh, ya con la pauta completa de vacunación, confesó estar «muy contenta de viajar de nuevo», en el que es su primer viaje a Canarias. Ella eligió el archipiélago como destino de vacaciones hace siete u ocho semanas y, aunque confiaba en no tener que hacer cuarentena, no estaba segura cuando compró el billete.

u

u

u