Ramírez lo quiere volver a hacer

09/12/2019

El presidente de la UD, que está llevando personalmente la negociación para prolongar la cesión de Jonathan Viera, tratará de obrar el milagro. Lo trajo contra todo pronóstico en la temporada 2014-15 del Standard de Lieja y este verano lo repatrió. El atacante tiene que estar a final de mes en China por contrato. Si se queda, el ascenso es una seria posibilidad

Ramírez ya trabaja para obrar el milagro. El verano pasado pocas personas hubieran apostado a que Jonathan Viera volvería a la Unión Deportiva aunque solo fuera para unos meses. Una lesión de costilla, el límite de extranjeros en la Superliga China y la insistencia del presidente amarillo lo trajeron de nuevo a Gran Canaria. Un auténtico regalo para la categoría de plata del fútbol español, pues el mediapunta de La Feria tiene un nivel superior al de la Segunda División.

Con 10 goles y una asistencia en 11 encuentros, el impacto inmediato de Viera en la tabla clasificatoria salta a la vista. Y a eso hay que sumarle el plus de ilusión y motivación en un grupo que, con el atacante grancanario, ha dado un salto de calidad de manera abismal. Jonathan ha recibido ya halagos de todos lados. Compañeros, técnico e incluso rivales han destacado la clase del isleño, que no duda ni un segundo en ponerse el mono de trabajo sobre el césped cuando lo exige el partido.

Desde el club, con Miguel Ángel Ramírez al frente, continuarán con la hoja de ruta, teniendo siempre presente que la negociación es sumamente complicada. Ahora se pretende intensificar los contactos con el Beijing, propietario del futbolista, que está viendo, además, cómo sube la cotización del jugador, que ya con la Unión Deportiva llegó a ser internacional absoluto con la selección española.

A final de mes debe personarse en China. Así lo estipula su contrato, por lo que, sobre el papel, su último encuentro con Las Palmas debería ser ante el Rayo Vallecano de Paco Jémez en el Gran Canaria (sábado 21 de diciembre a las 17.00 horas). En la zona noble del Gran Canaria se guarda un optimismo moderado, pues no se descarta que sea el propio Jonathan Viera el que intente desatascar la situación para acabar la temporada portando la casaca amarilla.

Al no ganar la liga el Beijing Guoan y tener que disputar las eliminatorias para jugar la Liga de Campeones Asiática, el tema se complica, pero Bruno Génésio, técnico de Jonathan, ya lo descartó desde que supo que el isleño iba a estar de baja varios meses y esta nueva campaña seguirá siendo el mandamás del vestuario oriental.

En agosto la operación ya se antojaba bastante difícil y Viera arribó en la isla para comandar los ataques de Pepe Mel. Ahora, y con la idea clara de que debe volver a China, Ramírez buscará la fórmula para obrar el milagro. Ya en la temporada 2014-15, cuando el malabarista de La Feria estaba en el Standard de Lieja, lo trajo cedido y luego acabó fichándolo en propiedad. Ahora el club es otro, pero el objetivo es el mismo, retener a Viera, y la ilusión sigue intacta.

Mantenerlo en la plantilla supondría situar a Las Palmas en la pelea por volver a la élite, pues sus números así lo justifican. De momento jugará dos partidos más con la UD, contra el Elche fuera y ante el Rayo en casa, pero no descarten que siga goleando de amarillo hasta verano.

  • 1

    ¿La marcha de Sergio Araujo perjudicará a la Unión Deportiva Las Palmas?

    Sí.
    No.
    Ns / Nc.
    Votar Ver Resultados