Garbiñe Muguruza, en su primer partido en el Masters femenino. / AFP

Masters femenino

Garbiñe Muguruza tropieza en su debut

La española se complica su pase en las Finales WTA al caer ante Pliskova, su bestia negra en el circuito

ENRIC GARDINER Madrid

Karolina Pliskova volvió a erigirse como la bestia negra de Garbiñe Muguruza. La checa derrotó en un gran partido a la española en el desempate del tercer set, por 4-6, 6-2 y 7-6 (6), tras casi dos horas y media. Muguruza, que renunció a la Copa Federación para poder preparar en condiciones el Masters, se enfrentó en la madrugada del miércoles a una Pliskova que le aventajaba en el cara a cara por 8-2 y que añadió en esta primera ronda un triunfo más a su casillero.

Ni siquiera perder el primer set frenó a la checa, finalista este año en Wimbledon. Muguruza comenzó serena, sin dejarse influir por el mejor arranque de Pliskova, que ganó los dos primeros juegos. La española respondió apuntándose los cuatro siguientes y manteniendo la ventaja para anotarse un primer parcial que era muy importante para la cabeza de Muguruza. En los últimos once encuentros que consiguió ganar el primero, se llevó el triunfo. Para encontrar su última derrota hay que remontarse a la tercera ronda de Wimbledon este año.

Pero Pliskova aprendió mucho de ese parcial. Se mantuvo intratable al servicio, colocando un 89% de primeros saques y ganando el 88% de puntos con el primero. Una barbaridad. Quebró dos veces el servicio de Muguruza y mandó el partido a un tercer set que se convirtió en una montaña rusa. La española golpeó primero con el primer 'break', pero no pudo mantenerlo. Desperdició entonces dos oportunidades de rotura, por una de Pliskova, que con 5-4 a favor dispuso de sus dos primeros puntos de partido. Los solventó Muguruza, que pudo haber dado el hachazo definitivo con 5-5, cuando disfrutó de un 15-40 a favor.

El encuentro estaba destinado a decidirse en el desempate y pese a que Muguruza llegó a ir 3-1 arriba y 5-4 con dos saques, Pliskova, que necesitó de dos puntos de partido más, terminó con la victoria en Guadalajara (México).

Esta derrota complica las opciones de Muguruza para estar en semifinales del último de temporada, algo que ya logró en 2015 cuando llegó hasta la final. La española tendrá ahora que enfrentarse a Barbora Krejcikova, que también perdió en su debut. La checa, campeona de Roland Garros, cedió ante la jugadora más en forma del circuito, la estonia Anett Kontaveit, que ha ganado 27 de sus últimos 29 partidos, por 6-3 y 6-4.

Krejcikova ha ganado dos de los tres partidos que ha jugado ante Muguruza, siendo además los más recientes, en Cincinnati y en el US Open. Paula Badosa debutaba en el torneo en la madrugada del jueves al viernes ante la bielorrusa Aryna Sabalenka, a la que ganó en su primer y único enfrentamiento este año.

Alcaraz, primero a semifinales

Por su parte, Carlos Alcaraz cerró con otra gran actuación la fase de grupos de las Next Gen Finals de Milán. El tenista murciano, con el billete a semifinales ya asegurado, solventó el tercer compromiso del torneo, contra el argentino Juan Manuel Cerúndolo, por 4-0, 4-1, 2-4 y 4-3 (3), para asegurar el primer puesto del grupo.

El pupilo de Juan Carlos Ferrero, tras dos primeros sets impecables, se dejó su primer parcial del torneo. Cerúndolo, que este año ganó el torneo de Córdoba, apretó al resto cuando ya iba dos sets a cero abajo y forzó cinco pelotas de rotura contra el español, tres de ellas de set, y aprovechando la tercera con una derecha larga de Alcaraz.

Tampoco fue fácil el cuarto y Alcaraz tuvo que sellarlo en el desempate para sumar su victoria 30 de la temporada, lo que le convierte en el tenista más joven en lograr tal número de triunfos desde Rafa Nadal en 2004.

Con este resultado, Alcaraz se asegura el primer puesto del grupo y espera al segundo clasificado del Grupo B, donde ahora el estadounidense Sebastian Korda es primero y el argentino Sebastián Báez segundo.