Subaru presenta la segunda generación del exitoso XV

Diseño y calidad, versatilidad, consumo eficiente, habitabilidad interior, sensaciones dinámicas y diversión en la conducción son los seis valores fundamentales del nuevo XV.

CANARIAS7 / LAS PALMAS DE GRAN CANARIA

Las premisas fundamentales del diseño del nuevo crossover japonés han sido dinamismo, solidez y eficiencia. Se ha reforzado el estilo y el lenguaje de diseño de Subaru, logrando un perfecto equilibrio entre un diseño urbano elegante y un aspecto robusto que realza las auténticas capacidades de un SUV.

El XV 2018 incluye la tercera generación del novedoso sistema de seguridad preventiva EyeSight como parte del equipamiento de serie, que incluye dos cámaras HD estereoscópicas con sensores CMOS montadas a ambos lados del espejo retrovisor interior para monitorizar las condiciones del tráfico, detectando objetos como vehículos y sus luces de frenado, peatones y ciclistas.

El nuevo Subaru XV mide 4.465 mm de longitud (+15 mm), y gracias a la nueva plataforma modular global tiene una distancia entre ejes 30 mm mayor: de 2.635 a 2.665 mm. También aumentan las vías delantera y trasera en 25 y 30 mm, respectivamente. Ello supone más espacio a lo largo y a lo ancho para los pasajeros, pero también se ha ganado altura libre en las plazas posteriores y el portón del maletero ofrece una boca de carga más ancha.

Hay dos motores disponibles, ambos de gasolina de 4 cilindros y configuración bóxer longitudinal. Los dos disponen de sistema Auto Stop Start, lo que contribuye a reducir consumo y emisiones. No en vano los dos superan la normativa de emisiones Euro 6C. El primero de ellos es un 1.6 de 114 CV y el segundo un 2.0 de 156 CV. Ambos van acoplados al cambio de variador continuo CVT Lineartronic que es ahora 7,8 kilos más ligero.

El nuevo XV ofrecerá 5 versiones con cuatro niveles de acabado: Sport, Sport Plus y Executive para el 1.6 y Sport Plus y Executive Plus para el 2.0.