Borrar
Directo Lakovic analiza en rueda de prensa el encuentro entre el Río Breogán y el Gran Canaria
Imagen de una luchada. P.R.
Terremoto en la lucha canaria: «Esto lo puede cambiar todo»

Terremoto en la lucha canaria: «Esto lo puede cambiar todo»

Lucha canaria ·

Estado de shock para el vernáculo deporte con consecuencias impredecibles

Pedro Reyes

Gáldar

Miércoles, 13 de marzo 2024, 19:49

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

La noticia ofrecida ayer por este periódico, en el sentido que unos luchadores habían demandado a un club para el cobro de alguna deuda, aduciendo que ellos eran profesionales y que el juez le había dado la razón, puede marcar un antes y un después en el vernáculo deporte.

Hasta la fecha, la lucha canaria siempre ha sido considerada un deporte amateur, cuando la realidad, para algunos bregadores, era bien distinta. Esa circunstancia dejaba a los clubes en situación compleja para poder justificar los pagos que hacían y muchos presidentes de equipos, llevaban demandando una regulación del mismo, por los problemas que les acarreaba, aunque nadie se atrevía a decirlo públicamente por miedo a perder luchadores.

El primero que saltó a la palestra públicamente, fue el presidente del Tijarafe palmero en los micrófonos de «la Hora de la lucha» de Canarias radio, tras el problema que tuvo a principio de esta temporada con su puntal A, Javier García, pidiendo una regulación de las relaciones entre clubes y luchadores y de paso, tener más facilidad para justificar las cantidades pagadas a los mismos y que cada una de las partes tuvieran claro cuáles eran sus derechos y obligaciones. Esta petición había caído en saco roto.

Se han recibido en pocas horas muchos mensajes de luchadores y presidentes, incrédulos a la noticia por lo que significa para el futuro, ya que eso puede llevar a que, a partir de ahora, haya que cotizar a la Seguridad Social, hacer retenciones a cuenta del IRPF para Hacienda; en definitiva, que la relación de algunos luchadores con los clubes puede cambiar y dar un giro de 180 grados.

Algunos presidentes de equipos que todavía están sorprendidos sobre lo acaecido y en estado de shock, sobre todo por lo que se le viene encima al deporte vernáculo, a partir de estos instantes, con esa sentencia judicial que reconoce la profesionalidad para algunos de sus bregadores, ya que ellos mismos han pedido que se les aplique el estatuto de deportista profesionales.

Para algunos máximos mandatarios de clubes, ya era hora, porque así tendrán menos problemas de justificación de ayudas y para otros podía ser «el fin de la lucha», algo complicado ya que con la lucha no han podido ni guerras, ni reyes, ni los nobles, ni el clero, ni epidemias y ahí está la historia.

Esta situación no es nueva, ya que, con las primeras fichas de 1946, había dos apartados para los luchadores, donde había que indicar si eran amateur o si eran profesionales. Todo eso se eliminó posteriormente y todos pasaron a ser amateur, a pesar que había alguno que cobraba de manera encubierta. Eso dejará de ser así a partir de estas demandas y de esta sentencia judicial, por lo que la relación entre clubes y luchadores, tendrá que aclararse y legalizarse.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios