Primeros seis luchadores del Roque Nublo. / pedro reyes

La Superliga pendiente de cuatro equipos

Unión Gáldar, Unión Doctoral, Maninidra y Santa Rita a la espera de destacados para poder luchar en segunda

PEDRO REYES Las Palmas de Gran Canaria

El número de equipos que participarán esta temporada en la Superliga de Segunda en Gran Canaria, sigue siendo una incógnita debido a la falta de destacados A y B en el mercado. Al final de esta temporada, muchos luchadores de la isla se han marchado a otras ligas de Primera o Segunda con mayor poder económico que la grancanaria. Sólo se ha salvado la situación por el regreso de algunos veteranos que han equilibrado un poco la oferta de bregadores.

A fecha de hoy, seis equipos han dicho que lucharán en segunda y con sus plantillas bastante confeccionadas: Castillo, Unión Agüimes, Roque Nublo, Castro Morales, Guanarteme y Ramón Jiménez. Durante esta semana, algunos de ellos han hecho público sus fichajes en redes sociales. El Castro Morales no ha enseñado sus cartas y el equipo será presentado estos días, pero podemos afirmar que tiene su parte alta con uno de los destacados A que regresa a la isla, siendo el nuevo mandador, Pepe Alemán.

Además, hay cuatro equipos que siguen en la carrera por ir a dicha categoría: Unión Gáldar, Maninidra, Santa Rita y Unión Doctoral. Sólo están a expensas de encontrar algún destacado A o B de cierta relevancia que les permita hacer un combinado con un mínimo de garantías, pero está resultando complicado. Almogarén y Estrella se retiran de esta carrera y los de Sardina del Sur además no saldrán con equipo senior, haciéndolo solo con la base, al igual que hace dos campañas.

El Unión Gáldar, después de perder a Rayco Santiago, está haciendo lo imposible por buscar un sustituto de solvencia y su presidente ha tenido varios contactos, aunque está a la espera de que alguno cristalice. «Ya tenemos los destacados C para la categoría. Nos queda un A que confiamos podamos fichar, pero lo que es seguro que saldremos en segunda, aunque esto es una carrera contrarreloj», nos decía Rayco Ramírez.

Por su parte el Maninidra, con sus destacados C ya decididos: Manuel Ángel Rodríguez; Tomas del Toro y Yeray Mayor, está a la espera de que el destacado A, Carmelo Rodríguez del Toro confirme si realiza su última temporada en Ingenio o no. «Nosotros no hemos contactado con nadie más y esperamos que Carmelo nos dé una respuesta, sin presionarlo, confiando que pueda ser un sí, pero si es no, tendremos que hacer algo por buscar algún otro destacado para ir a segunda», confirmaba Tenesor Pérez, uno de los hombres fuertes de la directiva del conjunto de Ingenio.

El Santa Rita capitalino está en la misma tesitura, nos contaba su presidente Ángel Ortega. «Tenemos ya el equipo preparado con un par de destacados comprometidos y nos falta el primer hombre, del que estamos esperando su respuesta. Si es sí, saldremos en segunda y si es no, pues lamentablemente nos tendremos que ir a tercera». Lo que está claro que, como la pasada temporada, no tendrán dos equipos masculinos.

El Unión Doctoral, que después de participar en promoción la pasada campaña, ha querido aspirar a lo máximo en la liga y es el que más complicado lo tiene. Su presidente nos decía hace dos semanas intentarían salir con varios destacados C, aunque ahora el discurso es más pesimista. «La cosa no está nada bien. Queríamos salir con cinco o seis destacados C, pero entre que no hay luchadores y los incentivos económicos que nos piden, no están al alcance, nos lo están poniendo muy difícil. Lo intentaremos hasta el último día a pesar de todos los problemas». En caso de no conseguirlo, se irían a tercera o a promoción.