Partidos cada 72 horas, sin afición y con pausas de hidratación

07/04/2020

El fútbol español avanza sobre un protocolo en el caso de que el Gobierno permita en las próximas semanas reanudar las competiciones esta temporada.

ETIQUETAS:

Si las autoridades sanitarias y el Gobierno deciden levantar en las próximas semanas el confinamiento a causa de la pandemia del coronavirus y aceptan que puede volver a haber fútbol este curso y no se dé por perdida la temporada, se jugarán partidos cada 72 horas, a puerta cerrada y con dos pausas de hidratación por el calor que determinarán los árbitros en función de la temperatura y la humedad reinantes.

La Comisión de Seguimiento que forman representantes de distintas áreas de la Federación (FEF), la LaLiga, la Asociación de Futbolistas Españoles (AFE), las asociaciones de Jugadores y de Jugadoras de Fútbol Sala y los clubes de fútbol femenino y fútbol sala, ha acordado este martes seguir un protocolo para cuando el Gobierno autorice volver a jugar, lo que se espera que suceda, según los planes de la UEFA, a partir de la primera semana de junio.

Los acuerdos tomados por la comisión mixta contemplan jugar como mínimo cada 72 horas y, toda vez que el campeonato se retomará en verano, con dos pausas obligatorias de hidratación, una en cada tiempo, que serán ordenadas por el árbitro. Todos los presentes en la reunión telemática que preside Luis Rubiales, máximo responsable del fútbol español, dan por descontado que se tendrá que jugar a puerta cerrada al menos hasta septiembre.

Según fuentes federativas, «Rubiales ha impuesto la salud de los futbolistas por encima de la competición» y dejó claro su «frontal rechazo» a que los futbolistas jueguen cada 48 horas, una posibilidad que sí habían dejado entrever los clubes a través de LaLiga. Ante la postura «inflexible» de la FEF, los diferentes organismos se han visto obligada a aceptar que el mínimo será de 72 horas. «Ante la postura inflexible de la FEF, la AFE se ha visto obligada a aceptar que el mínimo será de 72 horas, deshaciendo así su acuerdo previo con LaLiga», se congratuló el organismo federativo.

Dos horas después, sin embargo, LaLiga se desmarcó de las decisiones anunciadas por la FEF tras la reunión de la comisión creada para el seguimiento de la pandemia del coronavirus. «Respecto a disputar partidos cada 72 horas, no se ha alcanzado ningún tipo de acuerdo ni se ha sometido nada a votación y, en consecuencia, nada se ha aprobado. Únicamente se han realizado manifestaciones por parte de AFE en este sentido», aseguró la patronal a través de un comunicado, añadiendo que «es categóricamente falso que la AFE y LaLiga hubieran alcanzado un acuerdo para jugar cada 48 horas, tal y como manifiesta la FEF».

De momento, tampoco hay acuerdo sobre la duración de los contratos de los jugadores. La AFE se niega a que los compromisos se extiendan más allá del 30 de junio, pero la FEF les recuerda que la norma sobreviene por un cambio del reglamento aprobado por la FIFA, por lo que será inevitable que los futbolistas puedan cambiar de equipo hasta que concluyan las Ligas. Las medidas serán comunes para toda Europa.

La FEF ha convocado para mañana, miércoles, una reunión telemática de su junta directiva donde Rubiales informará de todos estos acuerdos. Además, el presidente responderá a las cuestiones sobre el proceso electoral en la Federación, paralizado por la pandemia, que podría retomarse en otoño.