Jornada 16

El Betis da el primer disgusto a Xavi

El conjunto culé pagó caras las rotaciones y perdió por la mínima gracias a un tanto de Juanmi en la segunda mitad

DANIEL PANERO

El 'efecto Xavi' ya es historia. El Barça cayó este sábado en el Camp Nou ante el Betis por 0-1 gracias a un solitario tanto de Juanmi en la segunda mitad y puso de manifiesto que los milagros no se consiguen de la noche a la mañana. Los culés regalaron los primeros 60 minutos y cuando despertaron, gracias a la entrada de Dembélé, pagaron caros los riesgos en ataque y fueron castigados con un tanto que deja al equipo tocado antes de viajar a Múnich.

El Barça salió al césped del Camp Nou en tierra de nadie. Los de Xavi tenían un ojo puesto en la final de Múnich que disputarán el miércoles frente al Bayern y el otro en el crucial encuentro de liga contra el Betis. Solo así se explica la ausencia en el once de jugadores clave como Gerard Piqué, Frenkie de Jong y Ousmane Dembélé. Los cambios dispuestos por el de Tarrasa alteraron incluso el dibujo de los últimos encuentros. Del 3-5-2 se pasó a un 4-3-3 con Dest y Alba como carrileros profundos, con Gavi y Nico como escuderos de Busquets y con Coutinho y Abde en los extremos.

La nueva fórmula no tuvo el efecto esperado por Xavi. La continua presencia en ataque de Dest y Alba obligaba a Coutinho y Abde a jugar por dentro y a provocar un tapón fácil de defender para el Betis. Ese fue el guion de una primera parte en la que el Barça no encontró en ningún momento la llave para abrir al equipo verdiblanco. Solo Coutinho, más participativo de lo habitual, fue capaz de despertar de la siesta a un Camp Nou aletargado. El brasileño fue la cara, mientras que la cruz fue Gavi, obligado a abandonar el terreno de juego por una conmoción después de un pelotazo de Héctor Bellerín.

0 Barcelona

Ter Stegen, Dest, Lenglet (Luuk de Jong, min. 82), Araujo, Jordi Alba, Busquets, Nico (Frenkie de Jong, min. 59) Coutinho (Dembélé, min. 59), Gavi (Riqui Puig, min. 36), Abde (Piqué, min. 82) y Memphis.

1 Betis

Rui Silva, Bellerín, Bartra, Víctor Ruiz, Álex Moreno, Guido, Guardado, Ruibal (Tello, min. 63), Canales, Juanmi (Borja Iglesias, min. 81) y Willian José (Carvalho, min. 71).

  • Gol: 1-0: min. 79, Juanmi.

  • Árbitro: González Fuertes (Asturiano). Amonestó a Canales, Nico y Guido Rodríguez.

  • Incidencias: Partido disputado en el Camp Nou ante 66.529 espectadores.

Tras la reanudación, el Betis seguía dispuesto a dar la campanada. El Barça no solo no lograba hacerse con el dominio del partido, sino que a medida que transcurrían los minutos dejaba que su rival creciera. El equipo de Pellegrini terminó la primera mitad merodeando el área culé y salió del vestuario presionando en campo contrario y con la idea de ir a por el choque. En uno de esos lances Juanmi cazó un centro lateral de Ruibal y batió a Ter Stegen pero el tanto fue anulado por un fuera de juego milimétrico. Fue un aviso a navegantes y una alerta para que Xavi pusiera punto y final a las rotaciones.

Ousmane Dembélé y Frenkie de Jong salieron al rescate. No existen riesgos de recaída ni polémicas por la renovación cuando te estás jugando pasar otra semana más fuera de puestos europeos. El galo entró al terreno de juego y fue un soplo de aire fresco. «Cuando está él, pasan cosas», dijo Xavi la pasada semana. Eso es precisamente lo que necesitaba un Barça que buscaba agitar el encuentro y que con la salida del 7 comenzó a asumir riesgos y a inquietar la portería defendida por Rui Silva.

El Barça estaba en su mejor momento del partido. Dembélé sembraba el terror con sus continuas incursiones por la banda derecha y dos derechazos suyos pusieron en jaque al Betis y a un Rui Silva que resoplaba viendo como el balón lamía la cepa del poste. Los culés tuvieron a su rival contra las cuerdas y una vez más lo dejaron salir vivo por la falta de pegada, un error que en esta ocasión iban a pagar caro. El Betis no iba a perdonar tanto como el Espanyol o el Villarreal la pasada semana. Los de Pellegrini este año tienen un color especial y lo iban a demostrar en un contragolpe de libro comandado por Canales y finalizado por un Juanmi en estado de gracia. El de Coín definió con una tranquilidad que terminó de enmudecer al Camp Nou y que dejó a los de Xavi sin reacción. Su pase a la red finiquitó el duelo y dio un nuevo golpe de realidad al Barça, el primero de la 'era Xavi'.