Fútbol /UD Las Palmas

Continuidad o vuelta de tuerca

13/09/2017

Mantener las exitosas variantes de Málaga o dar entrada a jugadores habituales que se quedaron fuera.

/Las Palmas de Gran Canaria

Viene el Athletic Club de Bilbao y, con los ecos dulces de lo que dejó La Rosaleda, Manolo Márquez medita qué movimientos hacer... Si opta, al final, por realizarlos.

Una de las máximas futbolísticas dicta que lo que funciona no se toca. Y la UD, con matices mejorables y picos que rozaron la excelencia, funcionó en la tercera jornada hasta conquistar el primer triunfo de la temporada. Claro que en el once presentado el pasado lunes se dieron maniobras con tinte experimental (Aythami por un Bigas con molestias en el centro de la defensa) y también fueron obligadas permutas por ausencias en la convocatoria (Lemos, David Simón y Vitolo ni siquiera viajaron por distinto motivo).

Por si fuera poco, Rémy, uno de los debutantes que fue suplente, tiró la puerta abajo con un gol y ya pide sitio. Y Tannane también lució en su estreno y apunta maneras más que interesantes que invitan a mantenerle en la foto.

Todos no caben y llega la hora de gestionar el amplísimo fondo de armario del que dispone el entrenador, con 25 fichas profesionales (únicamente los lesionados Samper y Tana no están disponibles a corto plazo) y una competencia estimable en casi todas las demarcaciones, salvando a Chichizola en la portería y Dani Castellano en el lateral zurdo.

Ahí ha de entrar el mando del técnico, con amplitud de recursos y dilemas varios, para confeccionar un once que dé continuidad a las virtudes que sirvieron para inaugurar el casillero de puntos.

Con todo, los descartes serán inevitables y tendrá que afinar en las elecciones que vienen por delante, y más con muchos futbolistas apretando fuerte para hacerse sitio.

Ya lo advirtió Toni Cruz, director deportivo del club, cuando analizó la plantilla. Márquez tiene a su disposición un grupo de futbolistas que «es el mejor de los últimos años», lo que le obliga a una administración inteligente de recursos. En la necesidad, como cuando no llegaban los resultados, y en la satisfacción, como ahora que ha vuelto a salir el sol.