Leo Messi. / EP

Tribunales

Archivada la denuncia contra Messi y su fundación por estafa y blanqueo

La juez destaca que no se ha acreditado la existencia de actuación delictiva alguna por parte de los denunciados

R. C. MADRID

La juez de la Audiencia Nacional María Tardón ha decidido archivar la denuncia presentada contra Leo Messi, su padre Jorge Horacio Messi, su hermano Rodrigo Messi y la Fundación del futbolista argentino por supuestos delitos contra la Hacienda Pública, delitos contables, estafa y blanqueo de capitales.

En un auto con fecha 2 de julio, la titular del Juzgado Central de Instrucción Número 3 señala que después de una «especialmente compleja y exhaustiva investigación» de casi dos años, no se ha acreditado la existencia de actuación delictiva alguna por parte de los denunciados, tal y como ha informado la Fiscalía en su petición de sobreseimiento.

Todo ello a raíz de la denuncia presentada en junio de 2019 por el exempleado de la Fundación Federico Rettori, que aseguraba que Messi y su entorno se habrían beneficiado de la fundación para recibir pagos personales que no fueron destinados a fines sociales y librarse así de pagar impuestos a Hacienda. «Fondos que originalmente debían ser destinados a acciones sociales fueron desviados a otro tipo de actividades privadas o cuentas distintas a las declaradas por dicha fundación», denunció Rettori, presunto trabajador de la fundación entre 2012 y 2015.

Argumentos de la juez

La resolución recoge todas las diligencias practicadas a lo largo de estos dos años, en las que no se ha podido acreditar que el denunciante tuviera relación ni vínculo laboral alguno con la Fundación Messi. Lo que la documentación laboral de las entidades española y argentina aportada por la representación de la Fundación Messi ha revelado es que, en realidad, el denunciante no mantuvo relación laboral alguna con la misma. De igual modo, la magistrada añade que tampoco ha llegado a acreditarse cualquier otro tipo de vinculación contractual de la que pudiera derivarse para el denunciante perjuicio alguno.

Tras exponer las diligencias practicadas en la causa (informes de la Agencia Tributaria, del Protectorado catalán de Fundaciones, de la Fundación Messi y del propio denunciante), la juez concluye que no solo no ha acreditado haber sufrido perjuicio alguno, «sino que las posibles irregularidades que invocaba en su denuncia se han demostrado claramente inexistentes».

La juez recuerda que dada la escasa fiabilidad del denunciante se acordó realizar una exhaustiva investigación de las actuaciones de la Fundación Messi en España en relación con las imputaciones de la denuncia. Y subraya la doctrina que obliga a archivar la causa desde el momento en que se descarta la comisión de hecho delictivo (sobreseimiento libre) o bien porque no parezca debidamente justificada la perpetración del delito que hubiere dado lugar a la formación de la causa o no existieran en su caso motivos para imputar por ellos a persona determinada (sobreseimiento provisional) evitando así el alargamiento indebido del proceso penal.