Baloncesto: Euroliga

Del cielo al infierno en cuatro minutos (90-94)

09/11/2018

El Herbalife Gran Canaria regaló un triunfo que tenía en su mano al Efes turco en un final del partido desastroso. Los isleños disfrutaban de su mayor renta a 4.28 (87-77), pero se dejaron remontar víctima de sus propios errores tanto dentro de la cancha como fuera, donde cuando se pidió un tiempo muerto ya fue tarde.

Disfrutaba el Herbalife Gran Canaria y casi celebraba su segunda victoria cuando a falta de 4.28 para el final le ganaba al Anadolu Efes Estambul por su máxima renta (87-77). Pero cuando solo le quedaba rematar la faena, el cuadro claretiano entró en barrena. Dentro y fuera de la cancha. A los primeros, de repente, se les encogió el brazo. A los segundos, en el banquillo, se les olvidó pedir un tiempo muerto que se antojaba salvador. Y lo que cuatro minutos antes parecía una victoria fácil se convirtió al final (tras un parcial 3-17) en pitos y una nueva derrota. Igual de dura, o más, que las palizas a domicilio por cómo se sufrió. Y mañana toca derbi.

Reacción inicial.

El Granca supo reaccionar al primer tirón turco, que ayer no contó con una de sus estrellas, Larkin, que vio el duelo desde el banquillo. Del 2-7 se pasó al 14-9 en los primeros cinco minutos tras el primer triple de Tillie. Y con los primeros puntos de Strawberry, el Herbalife estiraba su renta (16-9).

Las rotaciones no mermaron la efectividad amarilla, pero la puntería desde más allá de la línea de tres puntos del Efes le devolvió la ventaja a los turcos (21-22, a 1.39 para sellar el primer parcial). Al final, los claretianos lograban llevarse el primer cuarto por la mínima (25-24) en un Arena más frío de lo habitual.

Volvió a la pista mucho más enchufado el Granca, que con un parcial 6-2 volvió a alejarse (31-26). Con el paso de los minutos se endureció el duelo. Y esa nueva batalla también sacó músculo un Herbalife muy entero y centrado en todas sus acciones (35-32, a 5.25).

El intercambio de golpes fue entonces la tónica de un duelo equilibrado (37-36). Las rotaciones de Maldonado, de momento, funcionaban ante un Efes aparentemente muy tranquilo (52-50 al descanso).

Poco cambió tras la parada. La igualad fue la tónica con el paso de los minutos en un partido que se jugaba a tirones, sin un dominador claro (57-55). Los buenos minutos de Báez y Strawberry mantenían las ventajas para un Gran Canaria muy a la altura de la cita, como de costumbre en su guarida (65-57, con 5.32 por consumirse del cuarto).

Sin noticias de Larkin, ya descartado a esas alturas, el Efes turco fue recortando poco a poco la distancia sin necesidad de forzar, o al menos esa era la sensación, su maquinaria. Mientras, el Herbalife se mantenía firme en su apuesta seria liderado por la mejor versión de DJ Strawberry (73-70 a falta de los últimos diez minutos).

Del cielo al infierno en cuatro minutos (90-94)

Y entonces apareció Oliver, que con siete puntos seguidos en las primeras acciones del cuarto decisivo estiró la renta local (80-72). Y fue a más el Granca, que con un parcial 7-0 a 4.28 para el final (87-77) ya casi se frotaba las manos para celebrar su segundo triunfo en la Euroliga. Pero de repente todo cambió. Cuando más paciencia requirió el partido, el Herbalife se atascó dentro, con lanzamientos y acciones sin sentidos, y en el banquillo, donde Maldonado no contempló parar la remontada de un Efes más entero y convencido de un triunfo que finalmente se llevó casi sin querer (90-94). Impensable solo cuatro minutos atrás. Pero cierto, muy cierto.

Ficha técnica:

90 - Herbalife Gran Canaria (25+27+21+17): Hannah (9), Strawberry (19), Evans (12), Tillie (7) y Pasecniks (10) -quinteto inicial-, Oliver (10), Eriksson (2), Balvin (2), Báez (14), Paulí (-) y Rabaseda (5).

94 - Anadolu Efes Estambul (24+26+20+24): Beuabois (11), Micic (17), Anderson (13), Moerman (2) y Duston (12) -quinteto inicial-, Balbay (-), Motum (9), Pleiss (12) y Simon (18).

Árbitros: Olegs Latisevs, Anne Panther y Hugues Thepenier. Eliminados por faltas personales los visitantes Balbay (m. 34) y Duston (36).

Incidencias: Partido de la sexta jornada de la Euroliga, disputado en el Gran Canaria Arena ante 4.641 espectadores. Se guardó un minuto de silencio por el fallecimiento de la madre del entrenador asistente del conjunto isleño, Salva Camps.

$!Del cielo al infierno en cuatro minutos (90-94)
  • 1

    ¿Se arreglaría la difícil situación del Herbalife Gran Canaria en la liga ACB con el relevo de su entrenador?

    Sí.
    No.
    Ns / Nc.
    Votar Ver Resultados