Miki Núñez: «A Eurovisión se va a cantar y a mezclar culturas»

21/01/2019

Miki Núñez, que representará a España en Eurovisión 2019 con la canción «La venda», tras ser elegido por los telespectadores en una gala de "OT" celebrada anoche, ha asegurado este lunes que a este festival «se va a cantar y a mezclar culturas, y eso lo único que puede traer son cosas buenas».

ETIQUETAS:

De este modo, el cantante catalán ha querido dejar atrás cualquier posible polémica en torno al país que este año acogerá el evento, Israel, o sobre su elección para representar a España en el popular certamen musical, mientras no ha ocultado su emoción por haber ganado su pasaje a Tel Aviv y se ha comprometido a "liarla parda" para alzarse con el triunfo.

Desde que se iniciara el camino hacia Eurovisión, que se celebrará el próximo 18 de mayo en Tel Aviv, en las redes sociales se ha alimentado una polémica sobre la celebración del festival en Israel por su política hacia los territorios palestinos.

Por su parte, Ana María Bordas, jefa de la delegación española en el Festival de Eurovisión, ha salido al paso sobre los comentarios de que ciertos concursantes hubieran declinado acudir a Israel y ha asegurado que el hecho de que la segunda clasificada de esta edición, Alba Reche, no defendiera una canción en la gala eurovisiva se debe «estrictamente a criterios musicales», y en ningún caso a que decidiera no participar.

En su comparecencia ante los medios tras ser escogido anoche por los telespectadores de "OT", Miki ha confesado que no puede esconder la emoción que le hace ir a Eurovisión y que va a "trabajar muchísimo", ya que desde que le dieron la canción pensó que «podía liarla parda» con ella.

Frente a la posible «politización» que pueda sufrir su representación en el concurso musical "por ser catalán", Núñez ha expresado su seguridad en que "los eurofans son más inteligentes que eso" y saben que España está formada por una gran mezcla de culturas, «algo que también pasa en Europa».

También sobre la polémica generada en torno a su supuesto «favoritismo» entre los profesores y responsables del programa, Miki ha reivindicado que no es el favorito «ni de Noemí Galera, ni de Manu Guix, ni de Tinet», y ha recordado que desde un primer momento le pareció "fatal" que concursantes cono África, Damion o Alfonso no pudieran defender un tema para Eurovisión, un «error» que desea que «sirva para hacerlo diferente en los años venideros».

Asimismo, Miki ha criticado la «malinterpretación» que se hace de todo lo relacionado con los «triunfitos», como el vídeo viral en el que parecía que las concursantes Natalia Lacunza y María Villar pedían el voto para «La venda», minusvalorando así sus propias candidaturas, algo que para el cantante catalán está "sacado de contexto", ya que sus compañeras «son muy profesionales y han defendido a muerte sus temas».

Ana María Bordas ha asegurado por su parte que desde la dirección de RTVE «siempre se ha intentado transmitir el espíritu eurovisivo» y explicar a los candidatos a actuar en el festival que se trata de "una gran oportunidad personal y profesional, y una manera de entrar en el mundo de la música por la puerta grande", al margen del resultado.

En cuanto a la canción elegida para representar a España, la jefa de la delegación española ha comentado que la dirección de TVE la ha valorado «muy positivamente», ya que "La venda" había sido uno de los temas favoritos durante las votaciones y "expresa muy bien la alegría de los españoles, su forma de relacionarse y vivir la vida".

TVE ha comunicado que «se están recibiendo muchas propuestas para que Miki vaya a actuar a otros países» y que canales internacionales como la BBC han pedido fragmentos de la actuación de este domingo para poder transmitirla.

En cuanto a la escenografía, que suele ser el punto débil de las actuaciones españolas en Eurovisión, Bordas ha asegurado que «hay una apuesta decidida para presentar la mejor puesta en escena posible», ya que la canción "da mucho juego y es importante que en el escenario se transmita su fuerza".

Por su parte, Adrià Salas, cantante del grupo La Pegatina y compositor de "La venda", ha hecho público un posible «proceso de mejora» en la canción para «perfeccionar el tema» y ha confesado "estar muy emocionado" porque el tipo de música que lleva haciendo quince años con su grupo ahora tenga un reconocimiento como éste.

Miki ha anunciado que ya ha empezado a verse con los compositores Nil Moliner y Arnau Griso y con el cantante Alfred García "para empezar a componer" su disco, que le gustaría que estuviese lleno de "canciones bailables, que se puedan escuchar en festivales", pero también de alguna balada que le permita sacar su «lado más íntimo».