El escritor Cirilo Leal presentó hoy su libro sobre los primeros pobladores de Canarias. / EFE

Un manuscrito relata cómo 'Los lenguas cortadas' poblaron Canarias

El escritor Cirilo Leal novela la leyenda de cómo Roma deportó a las islas a los bereberes que se sublevaban contra el Imperio y que fueron los primeros pobladores del archipiélago

EFE Santa Cruz de Tenerife

La búsqueda mítica de un manuscrito perdido sirve de argumento al escritor Cirilo Leal para novelar en 'Los lenguas cortadas' la leyenda de cómo Roma deportó a las islas a los bereberes que se sublevaban contra el Imperio y que, por lo tanto, fueron los primeros pobladores del archipiélago.

'Los lenguas cortadas' representa «un salto» en la trayectoria de Leal, que hasta ahora se ha desenvuelto en el terreno de la dramaturgia y el rescate de la memoria popular, y que descubre en la novela «cómo la historia de Canarias es un gran estímulo» creativo, señaló este miércoles el autor en la presentación de la novela.

De hecho en los aproximadamente dos años y medio (y ocho revisiones) que le ha tomado escribir 'Los lenguas cortadas' el escritor se encontró «que le alumbraban» el camino los trabajos del catedrático de Arqueología de la Universidad de La Laguna Antonio Tejera, autor del epílogo, quien le instruyó acerca de los documentos que mencionan las deportaciones de poblaciones norteafricanas, así como los castigos infligidos a los bereberes rebeldes por haberse sublevado contra Roma.

Cirilo Leal retoma esta cuestión a partir de su protagonista, una periodista y documentalista que indaga en la historia de una maestra republicana y que se encuentra a partir de esta búsqueda sobre la pista de unos manuscritos perdidos sobre el poblamiento del archipiélago.

Esa búsqueda llevará a la protagonista a una cueva de El Hierro próxima a la meseta del Nisdafe.

Pero también acude el autor a hechos de la actualidad para «plantear preguntas» y recurre para ello a asuntos que afectan a las islas del siglo XXI, como el avance de la desertificación y el aumento de los episodios de calima.

Antonio Tejera apuntó al respecto que si bien el mundo indígena ha servido de acicate para la creación de grandes artistas plásticos de Canarias, como Manolo Millares y Martín Chirino, aún quedas «muchas cosas por hacer» en el terreno literario.

A ello replicó Cirilo Leal que tras escribir 'Los lenguas cortadas' se halla ahora «absolutamente enganchado» a todo lo relacionado con el mundo de la momificación en Canarias y por qué se practicaba en Tenerife y Gran Canaria pero no en los pueblos del norte de África de ascendencia bereber.

El confinamiento de unas personas en un lugar pequeño y la llegada de otros pueblos, esto es la Conquista de Canarias, es un elemento universal con su bagaje de dramas y tragedias, prosiguió Cirilo Leal, quien incluso rememoró cómo Shakespeare incluye en «La tempestad» a un personaje al que también han cortado la lengua.

Para Antonio Tejera ahora la gran pregunta ya no es cómo llegaron los primeros pobladores sino «¿cómo se produjo el primer proceso de adaptación a un mundo desconocido», ¿cómo encontraron el agua y qué comieron?, ¿cómo se puede echar a andar en un mundo nuevo?«.

La directora general de Patrimonio Cultural del Gobierno de Canarias, María Antonia Perera, subrayó cómo la obra literaria de Cirilo Leal puede ayudar a difundir «la historia encapsulada» e incentivar a los jóvenes a conocer, imaginar y reflexionar sobre las primeras poblaciones canarias que es precisamente «una de las incógnitas más apremiantes que tenemos como pueblo».

Juan Francisco Delgado, de la Editorial Herques, señaló que en 'Los lenguas cortadas' se ha unido un binomio perfecto, el del arte y la arqueología y que ha dado lugar a la producción de un vídeo didáctico que ya se ha distribuido en 38 municipios, y que tiene como objetivo incentivar el debate sobre este asunto en los institutos de secundaria del archipiélago.

Temas

Roma, libro