Rodaje de la película De perdidos, a Río en Las palmas de Gran Canaria