Imagen del presidente de la CEOE de Tenerife, José Carlos Francisco. / c7

«Canarias tiene reconocido por ley una menor presión fiscal a las producciones de cine»

Los rodajes cinematográficos que ha acogido Canarias en los últimos años han pasado de 2 largometrajes en el año 2010, a un número acumulado de los dos últimos ejercicios de hasta 39 largometrajes

CANARIAS7 Las Palmas de Gran canaria

La Constitución Española, el Estatuto de Autonomía de Canarias, la Ley 20/1991 de 7 de junio, la Ley 19/1994 del Régimen Económico y Fiscal de Canarias reconocen la existencia para nuestra Comunidad autónoma de un régimen fiscal que atiende a su lejanía, insularidad, limitaciones estructurales permanentes y su condición de región ultraperiférica de la Unión Europea en virtud del artículo 349 del Tratado de Funcionamiento de la Unión; establecen una política fiscal diferenciada que mantenga una significativa menor presión fiscal que la media del resto de España.

Los rodajes cinematográficos que ha acogido Canarias en los últimos años han pasado de 2 largometrajes en el año 2010, a un número acumulado de los dos últimos ejercicios de hasta 39 largometrajes. Este aumento de producción cinematográfica supuso pasar de percibir el 1% de los rodajes desarrollados en España, a percibir el 7% en 2014 y el 4,7% en 2019 del total de las producciones realizadas en nuestro país. En cuanto al volumen de inversión recibido en el Archipiélago por la atracción de producciones audiovisuales asciende hasta 60 millones en el año 2018, último dato disponible, fruto todo de los incentivos fiscales para el sector audiovisual los cuales consisten en 50-45% de deducción directa para producciones extranjeras y de 50-45% de deducción por inversión en producciones españolas y por otro lado la Deducción por gastos en la producción y exhibición de espectáculos en vivo de artes escénicas y musicales del 40%.

La introducción en la normativa del Impuesto sobre Sociedades de una cuota líquida mínima, que suponga una tributación que no tenga en cuenta el conjunto de medidas del Régimen Económico y Fiscal de Canarias supone una grave alteración de las excepciones en su aplicación. Excepciones o limitaciones que deben permitir continuar aplicando las deducciones, bonificaciones, reducciones y regímenes especiales del REF presentes y futuras, entre las cuales se encuentran actualmente, las Deducciones por inversiones en producciones cinematográficas, series audiovisuales y espectáculos en vivo de artes escénicas y musicales realizadas en Canarias, según lo dispuesto en la Disposición adicional decimocuarta de la Ley 19/1994 de modificación del Régimen Económico y Fiscal de Canarias.

Desde el mes de mayo de 2020, el Estado modificó a través de un Decreto Ley las ayudas a la industria audiovisual incrementando las deducciones al cine, a los 10 millones de euros, por lo que se ha generado un problema en Canarias, ya que actualmente los topes máximos sobre los que se puede optar para aplicar las deducciones del sector audiovisual, se encuentran en 5,4 millones de euros, quedando en desventaja pese a tener reconocido el derecho de contar con un diferencial mayor.

Canarias necesita diversificar la estructura del tejido productivo, y medidas como éstas dejan en desventaja y descafeinadas las medidas complementarias aplicadas en las islas, como las que ofrece la Zona Especial Canaria, por lo que urge que el Estado apruebe una modificación puntual de la Ley del REF para fijar el tope de nuestras deducciones en 18 millones de euros, lo que corresponde con el 80% de más al que las empresas del sector audiovisual tienen derecho, y de esa manera otorgar la seguridad jurídica y el incentivo que las compañías requieren para el ejercicio de su actividad, y con ello no perder la ventaja competitiva frente a las condiciones que presenta el territorio peninsular.