Salvamento Marítimo rescató el pasado lunes a 34 personas de origen magrebí que trataban de llegar a las costas canarias. / Elvira Urquijo / EFE

26 personas murieron en el último cayuco de El Hierro

La Policía Nacional ha detenido a tres hombres como presuntos patrones de la patera que arribó al sur de la isla el pasado domingo

EFE Santa Cruz de Tenerife

La Policía ha detenido a tres hombres como presuntos patrones del cayuco que arribó al sur de de El Hierro el domingo pasado y en el que murieron 26 personas debido a las terribles condiciones de la travesía, la mayoría de las cuales fueron arrojados por la borda (todas menos un menor).

El cuerpo de seguridad ha precisado este jueves en un comunicado que estos hechos fueron recogidos en testimonios de las personas de origen subsahariano que viajaban en la embarcación que llegó al puerto de La Restinga.

En el cayuco iban 48 personas a bordo, de las que cinco fueron hospitalizadas, entre ellas, dos menores de edad.

Los migrantes que llegaron a tierra, entre los que había mujeres y niños, relataron que habían sufrido unas condiciones muy duras en la travesía y uno de ellos, aparentemente menor de edad, había fallecido.

Los agentes de la Policía Nacional se desplazaron al puerto para llevar a cabo las diligencias de investigación y asistenciales necesarias.

A través de las manifestaciones de los migrantes supieron que, al parecer, alrededor de 75 de ellos habían salido desde Mauritania.

Al parecer la patera había partido desde Nuackchot en la madrugada del 19 de marzo y en cuestión de días se agotó el suministro de agua y sólo disponían de galletas para comer, lo que hizo que alguno de los hospitalizados, para saciar su sed, hubiera bebido agua salada.

Las duras condiciones impuestas por los patrones durante la travesía que, presuntamente, llegaron a atar y golpear a un hombre, así como las circunstancias intrínsecas al viaje podrían haber conducido a la muerte de más de 25 personas, señala la Policía Nacional.

Sus cuerpos, según las manifestaciones recogidas por los agentes, habían sido arrojados por la borda, cuatro de ellos poco antes de su llegada a la isla de El Hierro.

Los investigadores procedieron a la detención de tres de los migrantes, supuestos patrones de la patera, como presuntos autores de los delitos de homicidio y contra los derechos de los ciudadanos extranjeros.

Dos de ellos, una vez puestos a disposición judicial, ingresaron en prisión preventiva.

La Policía Nacional recuerda que ese mismo día corrieron distinta suerte otros 12 migrantes que llegaron al puerto tinerfeño de Los Cristianos, entre los que también había mujeres y niños y que presentaban un buen estado de salud a su llegada.

Los policías nacionales, tras su investigación, procedieron a la detención de uno de ellos al considerarlo el patrón de la embarcación y presunto autor de un delito contra los derechos de los ciudadanos extranjeros.

Esta persona, tras ser puesta a disposición judicial, ingresó en prisión preventiva.

Las actuaciones fueron realizadas por policías nacionales de la Brigada Provincial de Extranjería y Fronteras de la Comisaría Provincial de Policía Nacional de Santa Cruz de Tenerife.