Consejeros de la oposición. / J.L.C.

PP y CC piden el Órgano de Gestión Ambiental

Los partidos de la oposición rechaza la cesión de competencias al Gobierno de Canarias

CANARIAS7 Arrecife

Coalición Canaria (CC) y Partido Popular (PP), formaciones que conforman la oposición cabildicia, son partidos contrarios a que se cedan al Gobierno de Canarias las competencias en materia de medio ambiente y abogan por retomar la figura del Órgano de Gestión Ambiental.

Ambas fuerzas reclaman al gobierno insular que preside María Dolores Corujo que se replantee lo hecho.

«Si bien en los primeros pasos del gobierno entendíamos que se solicitara una encomienda de gestión con el Gobierno de Canarias para realizar los trámites de evaluación ambiental, lo que no tiene ninguna justificación es que dos años y medio después sigamos en el mismo sitio y planteando la delegación de competencias a la Comisión Autonómica», explica el jefe de filas del PP, Jacobo Medina. «Somos el único Cabildo de Canarias que aún no tiene conformada esta comisión a pesar de que todos y cada uno de ellos se han tenido que enfrentar a los mismos problemas de recursos personales y materiales que nosotros», añade Medina, quien se pregunta «cómo es posible que en el resto de las islas funcionen estos órganos ambientales para tramitar y desbloquear los instrumentos de planeamiento y en Lanzarote no».

En cuanto a CC, se considera «una vergüenza que supone para Lanzarote esta nueva cesión de competencias, que se suma a la del Consejo insular de Aguas, si bien es verdad que tampoco esta delegación servirá de nada». A través del consejero Domingo Cejas, se pregunta esta formación «qué sentido tiene delegar las competencias, cuando no se va a tramitar ningún plan». Y es que, recalca el consejero, «tenemos una presidenta que ni siquiera es capaz de reconocer que el Plan Especial de la Geria está metido en un cajón, pendiente de iniciarse, que del PRUG del Archipiélago Chinijo, lo único que han hecho ha sido publicar el PORN (Plan de Ordenación de Recursos Naturales) un año y medio después de que CC lo hubiese remitido al Gobierno, y no han dado ni un paso más».