Las carencias han obligado a suspender el servicio de la línea R-10, si bien este sábado se recuperó. / CARRASCO

Arrecife adjudica las nuevas guaguas eléctricas a la empresa turca Karsan

Por los tres vehículos a estrenar antes de final de año se deberá hacer un pago de 867.000 euros. Lumican se encargará de los puntos de recarga

JOSÉ R. SÁNCHEZ Arrecife

En base a los informes dados a conocer en enero, el Ayuntamiento de Arrecife ha decidido comprar a la empresa turca Karsan Otomotiv Sanayii ve Ticaret las tres nuevas guaguas eléctricas que pasarán a formar parte de la red de transporte urbano de la capital insular, según acuerdo oficial fechado el pasado 5 de abril. Por los tres vehículos se abonarán casi 867.000 euros, contando con los impuestos, confirmándose así la previsión que en enero pasado avanzaba CANARIAS7.

Los vehículos, procedentes de la región de Bursa, tendrán una garantía mínima de cinco años, uno más del que inicialmente se pidió, sin límite de kilómetros. El licitador deberá garantizar que la vida útil de las baterías será del 80% cuando haya vencido el lustro de utilización del material.

Su puesta en funcionamiento deberá ser crucial para incrementar la media diaria de viajeros, que en 2021 quedó en apenas 729 usuarios por día de media. Las tres nuevas guaguas permitirán cubrir las bajas recientes, al causa del incendio que hubo en las dependencias locales donde se guardan los vehículos. Además, serán cruciales para permitir la puesta en marcha de un plan de retirada de unidades, considerando que algunas llevan en servicio casi dos décadas.

Además, se avanzará en la aplicación de políticas destinadas a rebajar las emisiones contaminantes a la atmósfera, como ya dieron a entender hace algunas semanas atrás la alcaldesa. Ástrid Pérez, y la titular de Movilidad, Ángela Hernández. Este fundamento se ha empleado para garantizar la implicación de la Unión Europea (UE) a la hora de financiar la adquisición. Estas tres guaguas eléctricas serán las primeras de este tipo en la ciudad.

Cada vehículo deberá estar capacitado para dar cabida a 22 pasajeros. Serán guaguas de tamaño menor, para así ajustarse al callejero insular, con abundancia de vías con anchura recortada. Servirán especialmente para reforzar el servicio de la línea R-10, que desde hace meses tiene como referencia principal el minibus que en el tramo final de la pasada década fue la base principal de la línea lanzadera por la avenida.

Los nuevos vehículos deberán operar de manera cotidiana con recargas a través de tres puntos de alimentación también adjudicados en estos primeros días de abril. La instalación se ha decidido que corra a cargo de la empresa especializada Lumican, por haber sido la que mejor propuesta hizo en tiempo y forma. Se abonarán algo más de 51.100 euros.

Además de la propuesta planteada por Lumican, los técnicos analizaron ofertas presentadas por Leyce y Cargacoches.

Cabe añadir, como aspecto anecdótico, que las carencias que se padecen en la red de transporte urbano de Arrecife han obligado esta semana a suspender el servicio de la línea R-10, a los pocos meses de su puesta en funcionamiento, si bien ayer sábado volvió a estar operativa. En algunas paradas se colocaron carteles donde se advertía de la suspensión temporal de la actividad, «hasta nuevo aviso», sin darse razones concretas. Se da la circunstancia de que el Ayuntamiento no ha informado de la situación en su web, ni con anuncios.