Marta, vecina de Teror, junto al ventilador que han puesto en su trabajo. / ARCADIO SUÁREZ

El calor en Teror: «El ventilador y yo vamos de la mano»

Llega agosto y el calor no da tregua a la isla. En Teror, los vecinos y vecinas sufren las consecuencias de las altas temperaturas y buscan cualquier remedio para refrescarse

SAMANTHA SÁNCHEZ M. Teror

El mes de agosto ha llegado para quedarse. Y las altas temperaturas también. No hay ninguna duda de que el calor se siente en toda la isla, sin embargo, las personas que más lo sufren son las residentes en el interior, medianías y zonas altas de determinados municipios como Teror, donde algo tan simple como ir a trabajar o realizar actividades del día a día se convierte en todo un reto en época veraniega.

«Este verano no es un verano normal. Si en casa se hace pesado, trabajando es todavía peor. Es horrible. El agua siempre está caliente, las neveras no enfrían, estamos todo el día sudando con estos uniformes... No hay manera de sofocarlo», afirma Marta, vecina de Teror que trabaja como camarera.

Además, confiesa que, los únicos remedios que le hacen olvidar un poco el calor que está pasando son el agua con hielo y el ventilador.«El ventilador lo llevo a cuestas a todos lados. Incluso tuvimos que poner uno en el trabajo. Este año él y yo somos uno, vamos de la mano», añade.

Por otra parte, Rita, otra vecina del pueblo, cuenta que se le está haciendo muy difícil salir a la calle por culpa del calor. «Tengo cita con el dentista el jueves y creo que la voy a cancelar. Solo quiero estar encerrada en mi casa», relata. «A nadie le apetece visitarme porque nadie quiere pasar este calor. Teror en verano es para estar un ratito y ya está. Este año nos va a tocar sudar un poco en las fiestas del Pino», agrega Rita.

El ventilador y el aire acondicionado, los mejores aliados

Debido a que las altas temperaturas no cesan, el ventilador y el aire acondicionado se han convertido en los verdaderos aliados de los vecinos y vecinas del municipio para tratar de sobrellevar los calurosos meses de verano, a pesar de que esto afectará claramente a sus bolsillos a la hora de pagar la factura de la luz.

«Me da igual. Si tengo que pagar más, pagaré más. Pero es que este calor no se puede soportar. El aire acondicionado solo lo estamos poniendo por la noche, porque es lo que más gasta. Pero el ventilador lo tenemos en marcha todo el día. Y lo mismo está pasando en las tiendas y en los bares», opina Marcos, residente en Teror. Y es que ya resulta raro pasear por el pueblo y encontrarse algún comercio que todavía no cuente con alguno de estos aparatos aireantes.

Arrasando con las sandías y los melones en verano

A pesar de todo, el calor está resultando ser algo positivo para algunos comercios como las fruterías, ya que las personas en esta época tienden a comer más frutas con la esperanza de refrescarse durante unos minutos.

«Está claro que el calor es insoportable, pero no voy a negar que a nosotros en la frutería nos está viniendo muy bien. Estamos vendiendo muchísima fruta. Todos los días nos estamos cargando de sandías y melones, que es lo que más se está llevando la gente. ¡Es que mira la hora que es, son las cinco de la tarde y ya nos quedamos sin sandías!, asegura Asahel, dueño de 'Pal Pino Frutas y Verduras'.

Los animales también son víctimas del calor

No hay que olvidar que este tiempo tan caluroso no solo afecta a las personas, sino que también los animales están sufriendo las consecuencias de esta ola de calor. «Las mascotas lo están pasando fatal. A mis gatos les tengo que poner hielos en el agua», afirma María, vecina de Teror.

El primer día del mes de agosto se registró una temperatura máxima en Terorde casi 30º a las 16.00 horas. Sin embargo, los picos de temperatura más altos de la isla los sufrieron los municipios de San Bartolomé de Tirajana, con 37.2º a las 12.50 horas, y Tejeda, con 37º a las 17.00 horas. El calor no da tregua a la isla y la Aemet prevé que las temperaturas van a seguir aumentando a lo largo de los días.