El gobierno municipal «corre todo lo que puede» para convocar las plazas antes de que acabe 2020

G.F. TELDE.

El concejal responsable de la Policía Local, Agustín Arencibia, reconoce el déficit de personal que arrastra la plantilla de agentes municipales, pero defiende que «no hay que caer en el alarmismo» y que no cree que esta falta de funcionarios policiales «ponga en riesgo la seguridad de los ciudadanos.» Pone como ejemplo el hecho de que durante un periodo tan excepcional y difícil como el del confinamiento por la pandemia, la Policía Local estuvo a la altura de las circunstancias y, en coordinación con efectivos de otros cuerpos de seguridad, garantizaron el respeto al estado de alarma en las calles de la ciudad.

En todo caso, subrayó que tanto su departamento como el de Recursos Humanos «corren todo lo que pueden para agilizar la convocatoria de las 21 plazas» que estaban previstas en 2018. « Si todo sale bien, puede incluso que lleguen a convocarse antes de que acabe este 2020», aventuró Arencibia, aunque acto seguido admitió que, aún así, y aunque todos los plazos se fuesen cumpliendo sin demoras, los nuevos agentes no podrían incorporarse a la plantilla hasta 2022. Han de pasar un periodo de formación en la academia más 1.200 horas de prácticas.

La concejal de Recursos Humanos, Celeste López, confirma que su departamento trabaja a marchas forzadas para dinamizar estas plazas. La idea es llevar a la próxima Mesa General de Negociación la propuesta de oferta pública de plazas para 2020 y que estas se convoquen junto a las de 2018 y 2019, que nunca salieron. En total se sacarían unas 33. Sobre el pago de las horas extra, explica que no se han abonado las de los meses finales de 2019 porque se agotó la partida. Y las de 2020 están pendientes porque no se había constituido la Mesa con los sindicatos. En todo caso, dejó claro que se saldarán.