Vista aérea general del polígono industrial de Arinaga. / Arcadio suárez

El monopoly del polígono de Arinaga inicia la cuenta atrás

En febrero el Cabildo será administrador único de tres millones de metros cuadrados que albergarán varios proyectos de desarrollo

Jesús Quesada
JESÚS QUESADA Las Palmas de Gran Canaria

El Consejo Rector de la Asociación Mixta de Compensación del Polígono Industrial de Arinaga, creada en el año 1971, ha decidido congelar el proceso de liquidación que inició en 2011 y seguir en activo hasta crear una nueva entidad que asuma la gestión de sus poco más de tres millones de metros cuadrados de superficie.

Este cambio de estrategia es consecuencia de que el Cabildo está a punto de ser el único dueño del suelo del mayor polígono industrial de Canarias. En diciembre pasado abonó a tocateja a la entidad estatal Sepes los 8,32 millones de euros en que se tasó su participación en la Asociación y en febrero espera abonar al Gobierno canario, también en un solo pago, los 1,13 millones en que se valora su parte.

Así lo desvela el consejero de Hacienda del Cabildo, Pedro Justo, quien resalta que la liquidez de las arcas insulares ha permitido saldar de una sola vez la parte de Sepes (el 30,805% de la Asociación), en lugar de en cuatro pagos anuales, como se había pactado inicialmente, y también permitirá liquidar al Gobierno regional en un único pago el valor de su 4,195% de la entidad. Solo falta que el Consejo de Gobierno de Canarias acepte la escritura de compraventa.

Al convertirse en el único dueño de los terrenos, el Cabildo será también su único administrador y de hecho ha variado ya la composición del Consejo Rector, del que salen Sepes, Gobierno de Canarias y Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria. Ahora lo integran únicamente el presidente, los tres vicepresidentes y el consejero de Hacienda del Cabildo, a los que se suma el alcalde de Agüimes, el municipio donde está el polígono.

Naves industriales del polígono situadas entre la GC-1 y el puerto de Arinaga, al fondo. / Arcadio Suárez

También se ha dado por terminado el contrato suscrito con la asesoría Price Waterhouse para gestionar la liquidación de la Asociación. Bajo su lupa y a propuesta de Sepes se encargó la última tasación de los terrenos, hecha por la sociedad Segipsa, que cifró su valor en poco más de 27 millones de euros. La anterior la hizo Tinsa en 2015 y los valoraba en 34 millones.

Baraja dos figuras de gestión

La Asociación Mixta de Compensación seguirá llevando el timón del polígono al menos durante el año 2023, hasta que el Cabildo, explica Justo, se decante por alguna de las dos figuras que baraja para dirigir la gestión de los terrenos con la intención de agilizarla: una entidad pública empresarial como el Consejo Insular de la Energía o una sociedad mercantil como la Sociedad de Promoción Económica de Gran Canaria (Spegc). Mientras deshoja esa margarita ha reforzado la plantilla de la Asociación con dos nuevos trabajadores a través de un plan de ejecución temporal.

La mayoría del suelo de la Asociación es rústico, más de 2,6 de sus tres millones de metros cuadrados, pero también hay parcelas urbanizadas y suelo urbano e industrial. El polígono se creó inicialmente con carácter mixto, industrial-residencial y una extensión de más de 14 millones de metros cuadrados, el 92% para uso industrial. No obstante, en 1989 la revisión del Plan Parcial redujo su superficie a algo más de 5 millones de metros y devolvió el resto a los dueños originales en 1983.

Proyectos en lista de espera

Son varios los proyectos que están pendientes de materialización en terrenos del polígono de Arinaga debido al retraso en la liquidación de la Asociación, que impedía su cesión. Entre ellos destacan la creación del mayor polígono agroganadero del archipiélago en la zona de Los Corralillos y del parque científico-tecnológico en el entorno del puerto de Arinaga.

Terrenos del polígono industrial localizados al norte de la autovía GC-1, en Agüimes. / Arcadio suárez

El terreno para el parque agroganadero será cedido a la Consejería de Soberanía Alimentaria del Cabildo, que se encargará de su puesta en marcha, mientras que el del parque científico-tecnologíco de economía azul se cederá a la Spegc.

La Asociación, además, deberá acordar la entrega al Ayuntamiento de Agüimes de un terreno y un pozo, pendientes de cesión desde hace tiempo, y dirimir qué ofertas acepta de la lista de varios aspirantes privados a montar distintas iniciativas empresariales en diferentes parcelas y locales.

Parque eólico con Naturgy

También están pendientes de que el Cabildo sea el único administrador del suelo varios parques eólicos construidos y en ejecución en estos terrenos, entre ellos el que está levantando Naturgy con el nombre de Agüimes, de 9,6 megavatios (MW) de potencia y del que la corporación insular tendrá el 25%. Justo indica que los estatutos de la sociedad que gestionará los tres aerogeneradores de ese parque estarán culminados en febrero, que es cuando quiere firmar el acuerdo con Naturgy.

Pedro Justo, consejero de Hacienda, charla con el presidente del Cabildo antes de una sesión plenaria. / Cober

Con un coste de construcción estimado de 10,47 millones de euros, aunque la obra ha recibido ayudas del Estado, al Cabildo le tocaría aportar unos 2,62 millones para obtener el 25% de los beneficios que genere la instalación. No obstante, en esas cuentas hay que meter los gastos que ha tenido la empresa en la tramitación del proyecto y el valor del suelo del polígono que aportará el Cabildo.