Borrar
Directo Foro CANARIAS7 'Presente y futuro del sistema energético de Canarias'
Raúl Mendoza, junto al drago centenario de las Casas Consistoriales de Gáldar. Juan Carlos Alonso
Los mitos y leyendas de una Gáldar contada
Gran Canaria

Los mitos y leyendas de una Gáldar contada

De la narración oral ·

La trilogía 'La magua', que firma Raúl Mendoza, es «un homenaje a esas mujeres que nos cuentan los cuentos»

Domingo, 4 de febrero 2024, 01:06

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

Raúl Mendoza Ramos, director de la Academia de Dibujo y Pintura Josefa Medina de Gáldar, presentó hace unos días en la ciudad de los Guanartemes su obra 'La magua' (Editorial CanariaseBook), una trilogía en la que recupera cuentos locales de la tradición oral.

Haciendo memoria, tirando de viejas notas, preguntando y estudiando, Mendoza reflexiona en su trilogía sobre la identidad y la relación del individuo con su comunidad a través de una serie de mitos y leyendas que se entrelaza con la historia de Gáldar.

La obra, explica el autor, comienza cronológicamente en los últimos restos de la cultura mestiza que se forma después de la Conquista castellana, ya en el siglo XVII, y concluye entrado el siglo XX.

Para ello, encadena historias que le contaron de niño, que van de Caideros a la costa, y que tienen en la mayoría de los casos a mujeres en el centro, ya sea como narradoras o como personajes.

También resalta Raúl Mendoza que son las mujeres las que han custodiado un patrimonio cultural intangible que podría perderse si, como ha hecho ahora él, no se transforma desde la memoria y la narración a la narración oral y se plasma en este caso en tres libros.

Imagen del autor, Raúl Mendioza.
Imagen del autor, Raúl Mendioza. Juan Carlos Alonso

'La magua' es «una novela que hila cuentos locales de cuando era pequeño y a través de ellos se muestra cómo ha evolucionado Gáldar, el papel de la mujer en la sociedad, los conflictos» que viven «y el nexo que mantienen con la comunidad».

Son, dice el autor, «historias que se encadenan» y que van de 'La triste historia de la pobre Catalina', que constituye el volumen 1 de la trilogía, a 'La triste historia de la pobre Ágveda', y que se cierra con 'La larga sombra'.

Los tres títulos suman «una trilogía en libros cómodos de bolsillo en los que se enlazan una serie de historias», apunta Mendoza.

«Casi todos los personajes son femeninos. El principal en el primer volumen es Catalina; en el segundo Ágveda, aunque también Blasina la de Anzo; y el tercero es más coral».

En 'La larga sombra', que lleva por subtítulo 'Noticias de almas en pena', «hay muchos personajes, ya no es tan femenino; se trata de evidenciar el paso predominante de la mujer de origen canario y mestizo a lo que vivimos nosotros de pequeños, cuando la mujer caminaba detrás del hombre».

El compendio es el resultado de «un trabajo de recopilación de cuentos de cuando era pequeño, y había personajes que se repetían» en las historias que le contaban.

«Me crié con mis abuelos en el casco de Gáldar», pero hay también narraciones nacidas en Caideros, «contadas por Micaelita Jiménez, Águeda Moreno, mi abuela María Humildad Rodríguez. Son las tres principales informantes, representantes de un patrimonio oral que hay que rescatar».

Huella de la leyenda de la Bruja Regañona en el drago centenario.
Huella de la leyenda de la Bruja Regañona en el drago centenario. Juan Carlos Alonso

«Antes y durante la Conquista el papel social de algunas mujeres, sin llegar a ser un matriarcado, fue asombroso para su época».

Pero a partir del siglo XVII «la sociedad empieza a remasculinizarse de forma exagerada y es cuando Gáldar deja de ser la Gáldar mítica de la oligarquía y empieza a construirse todo lo que vemos ahora, como la plaza o la iglesia. Y quería reflejar ese cambio», apunta Raúl Mendoza.

Y sobre todo que la ciudadanía conozca todo esto, especialmente la sociedad galdense de hoy, que parece muy interesada por estas cuestiones a juzgar por el lleno absoluto que registró el pasado martes la presentación de la trilogía en la Sala Sábor de las Casas Consistoriales.

«Quiero expresar cómo cambia la autopercepción que los galdenses tenemos de nosotros mismos a través de nuestro patrimonio oral básicamente en boca de mujeres a lo largo de tres siglos, desde el XVII hasta el XX».

Algo que queda resuelto de forma amena en una serie de historias que se cruzan.

En la presentación del trabajo Mendoza desmenuzó «el proceso de recuperación» que llevó a cabo durante años, «cómo se hiló y escribí» los libros con una historias a las que se enfrentó en principio «con miedo» debido al tiempo que había transcurrido desde que se las contaron, hasta ahora.

«No quería traicionar los cuentos contados y que yo tenía en notas». Pero alguien tenía que hacerlo.

«Ya nadie conoce esto, y antes que perder el patrimonio, seguí adelante e hice el trabajo», apunta el autor que, claro está, reconoce que «hubo una reformulación».

Hay personajes que se repiten más de 100 años, lo que da cuenta de que las historias se cuentan, pasan de generación en generación, y se enriquecen. Unos cuentos que en algún momento, entiende Mendoza, fueron cultas, al tiempo que de ellas se ellas se adueñó la popularidad.

«Hay patrones que se repiten. Los nombres, pro ejemplo. De Caideros a Los Llanos», pasando por el drago centenario, donde queda huella de la leyenda de la Bruja Regañona, que también aparece en uno de los volúmenes de 'La magua' de Raúl Mendoza.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios