Infografía del proyecto de remodelación del acceso al casco urbano de Santa Brígida a través de la carretera GC-15. / C7

La creación del nuevo acceso a Santa Brígida por la GC-15 sale a concurso

El proyecto propone una glorieta antes de la Casa del Vino y un vial por el parquin de tierra para unir la carretera insular con el Paseo Guiniguada

Jesús Quesada
JESÚS QUESADA Las Palmas de Gran Canaria

La Consejería de Obras Públicas del Cabildo acaba de sacar a concurso la ejecución de las obras de remodelación del acceso al casco urbano de Santa Brígida a través de la carretera insular GC-15 con un presupuesto de 1,82 millones de euros y un plazo de ejecución de nueve meses.

El proyecto contempla la creación de una nueva glorieta en la recta de entrada al casco urbano por la GC-15, en el punto kilométrico 3+750 y que permitirá todos los giros posibles. Se localizará poco antes de la actual rampa de bajada al aparcamiento de tierra situado entre la Casa del Vino y la finca El Galeón si se conduce desde la capital hacia San Mateo. También prevé un nuevo vial de dos carriles de acceso a esa zona de tierra y de tránsito por ella, urbanizado y dotado de aceras, hasta conectar con el Paseo Guiniguada a la altura del Centro de Salud.

LAS CLAVES

  • Peatonalizar La remodelación del acceso permitirá peatonalizar el tramo del Paseo Guiniguada entre el cruce con la GC-15 y el Velatorio Municipal.

  • Comercio El futuro acceso a la villa quiere potenciar la zona comercial abierta del casco urbano creando un gran espacio público de esparcimiento.

  • Rampa La rampa que permite bajar al aparcamiento de tierra junto a la Casa del Vino no será aprovechada por la obra y de demolerá cuanto se acabe.

Asimismo se remodelará el actual cruce de la GC-15 con el Paseo Guiniguada, por donde se sale ahora del casco urbano hacia la capital o San Mateo, que desaparecerá como tal de forma que por ese punto kilométrico 3+900 de la GC-15 quedarán únicamente dos carriles, uno por sentido de la circulación. Desaparecerían así las retenciones que se producen en este punto en horas punta de tráfico.

El actual cruce de entrada y de salida de la villa por el Paseo Guiniguada va a desaparecer cuando se complete la remodelación

C7

La actual rampa de acceso desde el punto kilométrico 3+800 de la GC-15 al aparcamiento de tierra de la Casa del Vino, que utilizan también los visitantes de la finca El Galeón y del Mercadillo Municipal, no será aprovechada por esta intervención debido a su elevada pendiente y tendrá que ser demolida una vez culminen las obras.

El alcalde de Santa Brígida, Miguel Jorge Blanco, destaca que el Consistorio ha coordinado esta remodelación del principal acceso viario a la villa con la obra que está acometiendo en estos momentos en el Paseo Guiniguada para la conexión del nuevo acceso con esa carretera de carácter municipal. De hecho, subraya, en ambas intervenciones se emplearán los mismos materiales de urbanización y mobiliario para dar una sensación paisajística de conjunto integrado.

La remodelación del acceso viario a la villa se enmarca, explica, en el proyecto de peatonalización de una parte del casco urbano para su potenciación como zona comercial abierta y que prevé la reconversión en un bulevar peatonal del tramo del Paseo Guiniguada entre el actual cruce con la GC-15 y el Velatorio Municipal.

La transformación del popularmente conocido como mamotreto del casco en una gran plaza pública con locales para actividades sociales, junto a la apertura de su aparcamiento subterráneo y la peatonalización de la calle Nueva también forman parte del proyecto.

El objetivo, declara el primer edil «es crear un gran espacio público de esparcimiento con terrazas y comercios» que dinamice la actividad económica del casco urbano.

La nueva glorieta

Con un diámetro de 32 metros en la línea blanca exterior, la nueva glorieta de acceso al casco de Santa Brígida contará con una calzada anular de 7,20 metros de ancho, además de arcén interior y exterior, dejando abierta la posibilidad de ampliar la calzada a dos carriles. La solución propuesta contempla un carril segregado de la glorieta para permitir el tráfico directo entre San Mateo y la capital.