Torretas de alta tensión a medio montaje en La Laguna, en el municipio de Puerto del Rosario. / Javier Melián / acfi Press

Lola García: «Nos imponen un tendido eléctrico y no nos vamos a quedar quietos»

La consejera de Sostenibilidad Ambiental de Cabildo de Fuerteventura recuerda que los ciudadanos y las instituciones públicas rechazaron las nuevas torretas a 132 kilovoltios

Catalina García
CATALINA GARCÍA Puerto del Rosario

Ante la reanudación de la instalación de las nuevas torretas de alta tensión a 132 kilovoltios entre Puerto del Rosario y Gran Tarajal el pasado mes de agosto, la consejera de Sostenibilidad Medioambiental, Lola García, reacciona dejando claro que «no se puede imponer a Fuerteventura un tendido eléctrico que ha sido rechazado por la población. Lo mismo debe extenderse a la implantación incontrolada de cualquier sistema de energía renovable».

El proyecto del tramo central, que cuenta con el visto bueno de la Dirección General de Industria del Gobierno de Canarias aunque en los tribunales se paralizó por su impacto paisajístico, también contó con el rechazo institucional. El Cabildo majorero -trae a colación Lola García- impugnó la autorización del Ejecutivo autonómico en su momento, «durante la anterior legislatura, y fue ganado en primera y segunda instancia. Se interpuso ante el Tribunal Superior de Justicia de Canarias un recurso contencioso-administrativo, que fue estimado en junio de 2018».

Con todo, «ahora nos imponen este tendido eléctrico y como institución insular no vamos a quedarnos parados. Ya mostramos nuestro rechazo en la anterior legislatura y lo seguimos haciendo, esté quien esté gobernando en el Ejecutivo regional«, concluye Lola García.