Arcadio Suárez

Gran Canaria y Tenerife se mantienen en nivel 3 y Fuerteventura baja al 2

El Gobierno de Canrias anuncia que revisará en los próximos días una revisión general del cuadro de medidas y restricciones para estar preparados ante el fin del Estado de Alarma el 9 de mayo

Carlos Santana Beltrán
CARLOS SANTANA BELTRÁN Las Palmas de Gran Canaria

El portavoz y consejero de Administraciones Públicas, Justicia y Seguridad, Julio Pérez, compareció tras la reunión del Consejo de Gobierno para dar cuenta de los acuerdos alcanzados y de la actualización de los niveles de alerta por el coronavirus. Confirmó que Gran Canaria y Tenerife se mantendrán en el Nivel 3 de alerta y Fuerteventura baja al nivel 2 en el que están Lanzarote y La Graciosa.

La Palma, La Gomera y El Hierro se mantienen en Nivel 1. El cambio de Fuerteventura se debe a la buena evolución epidemiológica de la isla durante los últimos 14 días.

Pérez mostró su inquietud ante la evolución de la pandemia en Gran Canaria y Tenerife que siguen estancadas sin el descenso esperado tras varias semanas con restricciones. «Hasta que las circustancias permitan tomar otras medidas«, apuntó. En el caso concreto de Tenerife esta tendencia está siendo al alza en los últimos días frente a un estancamiento en el caso de Gran Canaria. El Gobierno no descarta tomar más medidas si la situación continúa así. « Con el mismo cuadro de medidas en anteriores ocasiones hemos tenido mejores resultado. Es difícil saber porqué ahora se produce este estancamiento«, dijo.

Además, subrayó que son varias las variables a tener en cuenta. «Tenemos que pensar en cómo reducimos el impacto de la enfermedad. No son solo los datos de contagios, también los de UCI tenemos una cifra de ocupación alta y son estancias largas«, apuntó. «No hay que descartar que sea una situación que pueda corregirse como se ha hecho en Fuerteventura», sentenció.

El Gobierno prepara una revisión general del cuadro de medidas de restricciones ante la previsión de que finalice el Estado de Alarma el próximo 9 de mayo. Una revisión que se realizará de la mano de los colectivos afectados por las restricciones y por la experiencia acumulada, entre otras, durante la Semana Santa con la implementación de medidas especiales y específicas. « El cribado en aeropuertos se fundamenta en las competencias de la Consejería de Sanidad, esa medida podría subsistir«, apuntó. Algunas se mantendrán y otras decaerán. Los cambios se estudiarán en los próximos días.

Pérez destacó que ya se están viendo los efectos de la vacunación con el descenso de los contagios entre los residentes en centros de mayores, personal sanitario y los mayores de 80 años. « Esta esperanza está fundamentada y nos hace suponer que pasará igual en los siguientes grupos de vacunación. Se consolidarán los argumentos para la esperanza», explicó.

Subrayó que Canarias está poniendo entre 16.000 y 17.000 dosis de vacunas diarias y puede alcanzar la cifra de 30.000 diarias ante la llegada prevista de más dosis, pese a los traspiés con la vacuna de Astrazeneca y Janssen.

Anunció un aumento de la llegada de dosis de la vacuna de Pfizer que paliará los problemas suscitados con la vacuna de Astrazeneca. «Recuperaremos la demora que tuvimos con las vacunas de Astrazeneca», subrayó.

Añadió que Canarias recibe las vacunas que recibe en función al criterio establecido por los expertos para el reparto de las mismas entre todas las comunidades autónomas.