Alerta por calor en Gran Canaria

El Gobierno de Canaria mantiene desde temprano a Gran Canaria en alerta por calor. En esta isla se espera que los termómetros alcancen este sábado los 40 grados en las zonas de interior orientadas al sur, donde ya ayer al mediodía se superaron los 38 grados. Hasta anoche, la Aemet no había elevado el aviso amarillo para esta zona ni para Tenerife y Fuerteventura. Santa Cruz de Tenerife

Rosa Rodríguez
ROSA RODRÍGUEZ

El primer síntoma de que el calor sería más y más intenso según avanzaba el día fue la calima que desde primera hora de este viernes hacía acto de presencia en capas medias y altas y que, curiosamente, se mezclaba con la nubosidad que a esa misma altitud se mantenía gracias a los vientos alisios. La masa de aire cálido del continente africano que ya desde el jueves comenzó a entrar en el archipiélago dejaba ya al mediodía registros por encima de los 38 grados centígrados en las medianías del sur de Gran Canaria. Ante la previsión de que los termómetros se eleven aún más hoy, la Dirección General de Seguridad y Emergencias del Gobierno de Canarias ya tiene activada la alerta por calor para toda Gran Canaria.

La Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) mantiene este sábado y domingo en aviso amarillo a toda Gran Canaria y Tenerife, salvo las vertientes norte, y a toda la isla de Fuerteventura. La masa de aire cálido esta afectando de manera especial a las zonas de las medianías y el sur situadas entre los 500 y los 1.000 metros de altitud, donde los termómetros se prevé que se eleven hasta los 34-37 grados centígrados, con puntos en los que alcanzarán los 40 grados.

Los vientos alisios seguirán soplando en superficie en las vertientes situadas al norte con lo que la nubosidad y la panza de burro seguirán haciendo acto de presencia aunque, eso sí, mezcladas con la calima que sí se aventura hasta esas latitudes. Las medianías y costas del norte se mantendrán pues frescas, en contraste con el calor que ya desde ayer se vivía en las zonas de interior del sur de Gran Canaria y Tenerife.

En Tasarte, en La Aldea de San Nicolás, se alcanzaron este viernes los 38,7 grados y en Lomo de Pedro Afonso, en san Bartolomé de Tirajana, se superaron los 37 y en Agüimes se rozaron los 35. En La Gomera se llegó a 34 grados en Igualero y en el sur de Tenerife se superaron los 30.

Tal y como apuntaba esta semana el delegado en Canarias de la Aemet, Jesús Agüera, todo apunta a que ya desde este domingo por la tarde la situación comience a revertir y los termómetros vuelvan a bajar a medida que el aire africano comience ya a rolar hacia el norte.

Solo con observar la imagen satélite (arriba) se puede entender la situación meteorológica que se está viviendo en Canarias. El episodio cálido se circunscribe a las zonas situadas al sur, a donde llega la masa de aire africano y la calima arrastrada por el viento del este, mientras que en el norte nubosidad que traen los alisios está dejando algún chubasco, como el caído este viernes en el aeropuerto de Lanzarote, y una inversión térmica casi a ras de costa.